El municipio despliega un importante operativo de asistencia

0
272

A raíz de las condiciones climáticas adversas que se vuelven a presentar en el distrito de Pilar, desde primeras horas de la mañana se convocó a todas las áreas involucradas para monitorear la situación, fundamentalmente sobre los barrios mayormente afectados por el temporal de la semana pasada. Por otro lado, en el marco de las medidas de contención y de reparación de los daños por el  impacto de las lluvias se tomaron diversas medidas mediante un trabajo articulado entre Defensa Civil, Servicios Públicos, Bomberos y Atención Vecinal.

Hasta el momento, se registró acumulación de agua en distintos barrios, sobre todo en la localidad de Del Viso donde se contabilizaron por ahora 56 mm caídos, y también sobre Pilar centro donde algunas calles se vieron afectadas por el escurrimiento. Con respecto a la situación de las crecidas, se están monitoreando los arroyos Garín, Burgueño, Pinazo y los pertenecientes al Río Luján y las zonas aledañas, de los cuales el que más ha crecido debido a las lluvias es el que se encuentra en Salas.

Las autoridades informaron que se reforzó el trabajo de las cuadrillas y se enviaron equipos de trabajo de monitoreo a las localidades más afectadas en esta oportunidad y también durante la severa tormenta de la semana anterior.

Asimismo se intensificaron las tareas de limpieza sobre Pilar Centro, Manuel Alberti y Pinazo. Paralelamente se está coordinando el trabajo sobre situaciones respecto de red de energía eléctrica.

El fenómeno meteorológico aún está en proceso de desarrollo, motivo por el cual las distintas dependencias municipales se encuentran en estado de alerta para dar respuesta a las necesidades que se presenten en la comunidad.

Reporte del operativo frente al temporal de semana pasada

La fuerte tormenta que azotó a Pilar la tarde del martes 24 de enero y provocó la muerte de tres personas, hizo que se pusiera en marcha un importante dispositivo municipal para dar respuesta a esta emergencia. El operativo estuvo coordinado por un Comité compuesto por representantes de diversas áreas con base en el Centro de Operaciones Municipales.

El fenómeno estuvo caracterizado por ráfagas de viento de 90 km/h y un acumulado de 64 mm en Pilar, dentro de los cuales 40 mm cayeron en la primera media hora de tormenta. Esto generó la caída de aproximadamente 500 postes de luz y casi 200 árboles, 100 mil usuarios sin luz durante las primeras horas y complicaciones en las rutas 8, 25 y 26 y otras vías de circulación.

En la asistencia a los damnificados se desplegaron maquinarias propias y también perteneciente al Ejército Argentino que incluyeron un camión, una retroexcabadora, tres camiones volcadores y una planta potabilizadora de agua y ensachetadora.

El área de Desarrollo Social provincial y local entregó a las familias damnificadas colchones, frazadas, bidones de agua, pares de botas de goma, alimentos, chapas, pañales, indumentaria y zapatillas, elementos de primera necesidad,  kits de limpieza y membranas. La coordinación de los trabajos también fue posible gracias al aporte de empresas privadas y la colaboración de voluntarios.

Intervención de Servicios Públicos

El temporal trajo consigo un grado considerable de daños sobre la estructura de servicios, entre los que se destacan las severas complicaciones causadas sobre la red de distribución de energía eléctrica, el arbolado, y el parque de alumbrado público municipal.

De manera inmediata,  desde el área de Servicios Públicos se activaron los trabajos de contención de daños que durante su pico máximo dejaron a más de 100 mil usuarios sin energía eléctrica.

Para ello, se dispuso la afectación de más de 70 personas de la mencionada área quienes fueron destinadas a los barrios más afectados como Pinazo, Los Tilos, La Carbonera, Montecarlo, La Loma, Ferroviario, William Morris, Los Cachorros, Solares del Norte y otros sectores principalmente de las localidades de Del Viso, Derqui, Manuel Alberti y La Lonja.

Además, se conformaron cuadrillas especiales que trabajaron durante jornadas con presencia las 24 horas a las que sumó personal de apoyo para la atención, gestión y coordinación de los reclamos.

El personal de Alumbrado Público Municipal se abocó al retiro de postes en peligro, de cables y de cartelería eléctrica caída, de dar respuesta a emergencias en semáforos, aislamiento de cables, remoción de equipos y luminarias caídas, conexión y desconexión de grupos electrógenos y la identificación de suministros en baja y media tensión controlando el suministro con cortes preventivos en las líneas.

Según el relevo posterior efectuado por el municipio, Edenor debió realizar el cambio de 54 postes, 3,3 kilómetros de cableado de media tensión. En tanto que las líneas de baja tensión se debió efectuar el recambio de 278 postes y casi 10 kilómetros de línea.  El siniestro originó un total de 8150 reclamos por servicio eléctrico y la intervención en 2170 puntos para lo cual la empresa destinó recursos de otras zonas para sumar un total 52 cuadrillas por día.

Por su parte personal del área de Hidráulica, sumó personal para la reparación de tableros eléctricos de control de tanques de agua y para relevo de daños y solución de inconvenientes con suministro de agua en los tanques principales de  los barrios afectados.

Asimismo, las áreas de Espacios Verdes y Plazas conformaron equipos para la limpieza , relevo de daños en arbolado, poda  para liberación de calles, y remoción de ejemplares dañados. Se movilizó toda la maquinaria existente para el trabajo sobre los  daños en arbolado o ramas sobre  sobre cables, y retiro de ejemplares que sufrieron el socavado de sus raíces.

Los equipos actuaron en más de 134 intervenciones de arbolado en altura, con un total 252 intervenciones  sobre arbolado, durante las primeras 72 horas posteriores al siniestro.

Con el correr de las horas, se pudieron realizar las primeras reparaciones de luminarias, aunque estos trabajos continuarán esta semana y se concentrarán en la detección general del estado de los postes, brazos, columnas y artefactos en general del parque de alumbrado,  en la reparación de luminarias en condiciones de arreglo, y en el  reemplazo de artefactos en los casos en los que no sea esto posible.

SIN COMENTARIOS