Liberación de animales de la Granja Educativa “Malvinas Argentinas”

0
172

Once animales fueron recuperados y liberados en la Reserva Patrimonio Natural del Municipio de Pilar. Desde la reapertura de la Granja Educativa “Malvinas Argentinas” se trabaja en la recuperación, readaptación y liberación de animales a su medio ambiente. 

Los profesionales de la institución municipal aseguraron el perfecto estado de salud de los animales que recuperaron su libertad. Se trata de dos comadrejas overas, un halconcito colorado, cuatro tortugas de laguna, una lechuza del campanario, dos teros y un gavilán mixto.

IMG_20170407_104146_3952x2964

Acerca de esta nueva política municipal, Alejandro Perrone, director general de Bromatología y Defensa Animal aseguró: “Desde la asunción del intendente Leonardo Nardini la granja educativa se dedica netamente a la protección animal. Estos animales pasaron por un proceso previo de adaptación, de aislamiento y de alimentación que lleva mucho tiempo y se hace en un área reservada dentro de la granja educativa; por lo tanto las liberaciones se hacen después de un trabajo técnico importante del área de veterinaria con la autorización de Fauna de la Provincia de Buenos Aires y gracias a un  convenio con la reserva”.

IMG_20170407_104350_3952x2964

Y respecto de la situación del resto de los animales, el funcionario explicó: “Los animales que están en la granja y son de origen silvestre, algunos están en un proceso de readaptación y otros que será imposible devolverlos a su hábitat porque tienen una avanzada edad y están acostumbrados a alimentarse de una forma no natural, por lo que liberarlos sería llevarlos a la muerte”.

Además Perrone destacó que en el lugar se incorporaron algunos animales de granja o mascotas con los que trabajan en pos de la adopción responsable, los cuales fueron traídos por los vecinos o bien fueron recuperados de la vía pública o por denuncias de maltratos. Y finalizó: “Este es un servicio más que se da al vecino”.

IMG_20170407_101205_3952x2964

La recuperación, readaptación y posterior liberación de los animales a su medio ambiente constituyen uno de los pilares en los que está trabajando la granja educativa desde su reapertura; estableciendo un nuevo modo de concebir y cuidar a los animales y el medio ambiente.

SIN COMENTARIOS