Monseñor Ojea realizó el lavatorio de los pies en la cárcel

0
195

En este Jueves Santo, monseñor Oscar Ojea lavó los pies a los presos de la Unidad carcelaria 48 de San Martín.

En su homilía, el Obispo expresó que: “Vamos a dejarnos lavar los pies por el Señor; piensen que Jesús lo hizo a cada uno como es, porque el Señor nos quiere como somos; no nos quiere como tendríamos que ser, no nos pone condiciones; el amor de Dios es incondicional. Él se pone a nuestra merced, nos limpia, nos posibilita seguirlo, nos posibilita que esos pies, después de ser lavados puedan tener buenos caminos, puedan caminar por sendas buenas. Por un lado pisan la tierra, y por otro lado, llegan a muchos lugares”.

La celebración transcurrió en un ámbito de profunda comunión. Al finalizar su mensaje monseñor Ojea dijo: “Vamos a pedirle al Señor que los caminos de nuestra vida sean siempre buenos, que Él pueda purificarlos como en el día de hoy en este lavatorio de los pies que celebremos tener un Dios que nos dejó estos momentos de servicio; verdadero cristiano es el que sabe servir al otro, ese es el que tiene la herencia de Jesús”.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.