“En el campo municipal de San Isidro descubrí que la gimnasia artística es mi pasión”

0

Micaela Leal Olivera, de 10 años, es una de las 30 niñas que forman parte del equipo municipal y que entrenan a diario en el Campo de Deportes Nº 5 de Villa Adelina (Perito Moreno 2500).

“Acá descubrí que la gimnasia artística es mi pasión y gracias al Municipio de San Isidro voy a competir a nivel nacional”, dice con una sonrisa Micaela Leal Olivera, de sólo de 10 años. Una delgada línea la separa del suelo. Hace equilibrio sobre la viga pero no se la nota nerviosa. Hace movimientos delicados y planificados con sus brazos. Está en el Campo de Deportes Nº 5 de Villa Adelina, donde se prepara para llegar a lo más alto en esta disciplina.

Unas 30 nenas de entre 4 y 17 años, bajo las constantes indicaciones de profesores especializados, entrenan a diario en los cuatro elementos más importantes de la gimnasia artística: saltos, paralelas, viga y suelo.

“Nuestros talentos son producto de los campos municipales y de las colonias de verano. Allí vemos las niñas que son aptas para competir en las distintas disciplinas. En la gimnasia artística se las derivan al Campo Nº 5 para realizar otro tipo de entrenamiento. Con el paso del tiempo nos representan en importantes torneos provinciales y nacionales”, cuenta el director de Deportes, José María Goyanes.

“Quizás lleguen a ocupar un podio muy alto, pero nuestra verdadera meta es que los chicos se formen y que se eduquen a través del deporte”, remarca.

Los entrenamientos del equipo municipal de gimnasia artística tienen el valioso aporte del coordinador Federico Molinari, el gimnasta que llegó a la final en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Las niñas llegan a este grupo tras la pre-selección que se realiza en los seis campos municipales. Luego, durante dos meses están a prueba para comprobar si se adaptan al nuevo entrenamiento para pasar a un pre-equipo. Finalmente, en un año, se prepara a las alumnas que de acuerdo a sus habilidades físicas y actitudes puedan presentarse en las competiciones.

“El cuerpo se mueve con mayor elasticidad que en otras disciplinas, por lo que provee el nivel más amplio de estiramiento y elongación. Esto favorece la flexibilidad y coordinación. Estas ventajas son para todas las edades, sin importar cuando se comenzó a practicar. Son buenas en el desarrollo de un chico”, señala la profesora Liliana Lavalle.

Las clases se dividen en tres grupos: lunes a viernes, miércoles y viernes, y martes y jueves con un total de 6 a 8 horas semanales.

“Cuando era muy chiquita me gustaba treparme, colgarme, andar en rollers, y una vez que conocí la gimnasia artística descubrí mi pasión. Amo hacer esto y en este lugar tenemos todo para aprender. Los profesores son muy buenos y tienen mucha paciencia”, comenta Maite Suárez de 11 años, quien entrena hace tres en el Campo Nº 5.

“Espero ansiosa a que lleguen los días de entrenamiento. Lo que más me gusta es hacer saltos y pruebas de suelo. Es increíble todo lo que nos dan en San Isidro”, concluye Ailén Giménez, de 9 años.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.