Semana del Prematuro

0
630
En el marco de la celebración de la Semana del Prematuro la primera semana de octubre, bajo el lema para este año Argentina cuida a los prematuros. Nuestro abrazo los incluye, el Ministerio de Salud de la Nación junto con Unicef promueven la importancia de los controles prenatales durante el embarazo, la adecuada atención de los bebés nacidos antes de término y el apoyo a los niños con secuelas por prematurez y sus familias.

En 2014 se ha definido sensibilizar al conjunto de la sociedad especialmente sobre los derechos 6 y 10 del Decálogo de los derechos del bebé prematuro:
Derecho 6: “Todo prematuro tiene derecho a la prevención de la Retinopatía del Prematuro (ROP)”. (Ver ¿Qué es el ROP?)
Derecho 10: “Las personas que nacen de parto prematuro tienen el mismo derecho a la integración social que las que nacen a término”.

semana-prematuro-2014-header

¿Qué es la prematurez?

El embarazo normal dura entre 37 y 41 semanas. Cuando un bebé nace antes de las 37 semanas de embarazo, se dice que es prematuro. Eso significa que su organismo no está totalmente maduro para la vida fuera del útero materno.

Los bebés prematuros y/o con bajo peso al nacer pueden presentar complicaciones en el desarrollo cognitivo, neurológico o motor. Por eso deben permanecer un tiempo en el Servicio de Neonatología para recibir cuidados especiales. Durante este período es importante el contacto cercano del bebé con la mamá y su familia.

Luego del alta, es necesario que tenga un seguimiento posterior en consultorios especializados para controlar el crecimiento, la visión y la audición.

¿Por qué se producen los nacimientos prematuros?

El 80% de estos nacimientos se dan de manera espontánea (contracciones antes de tiempo y rotura prematura de membranas). Sólo un pequeño porcentaje se debe a causas médicas que requieren adelantar la fecha del parto
(por ejemplo, hipertensión en el embarazo).

Algunas situaciones que pueden aumentar el riesgo de tener un parto pretérmino son: partos prematuros previos, embarazo gemelar, contracciones antes de tiempo, pérdida de sangre después del quinto mes, infecciones urinarias, vaginales u odontológicas.

Los accidentes, las situaciones de violencia durante el embarazo, la inadecuada nutrición, y el consumo de tabaco y de sustancias tóxicas también son factores de riesgo.

semana-prematuro-2014-articulo-h2

¿Se puede prevenir la prematurez?

Aunque en algunos casos es inevitable que el niño nazca antes de tiempo, la mayoría de las veces se puede prolongar la gestación si se identifican a tiempo los factores que predisponen a un parto prematuro.

Por eso es importante controlar el embarazo desde el principio y acudir a los 5 controles. Esto ayudará a que el bebé nazca lo más cerca posible de la fecha ideal.

Dejar de fumar y llevar una vida saludable son excelentes cuidados para que las mujeres embarazadas minimicen el riesgo de tener un parto prematuro. No obstante, es importante concurrir a los controles para que se puedan detectar si existen otros riesgos, y en ese caso, se puedan indicar los tratamientos adecuados para cuidar su vida y la de su bebé.

semana-prematuro-2014-articulo-h1

Un Estado que atiende la prematurez

El Ministerio de Salud de la Nación viene desarrollando un conjunto de políticas a fin de prevenir los nacimientos prematuros y mejorar la atención y seguimientos de estos niños:

  • Programa de Seguimiento del Recién Nacido de Riesgo.
    En este programa se garantiza la atención integral de los recién nacidos de riesgo luego de ser dados de alta. Ayuda en la organización de los consultorios donde se siguen los recién nacidos de riesgo egresados de la UCIN para control en neurodesarrollo y consulta con especialidades necesarias. Provisión de leche para recién nacidos pretérmino que no reciben lactancia materna.
  • Programa de fortalecimiento de maternidades.
    Asistencia técnica y capacitación, financiación de recurso humano en grandes maternidades para mejora de los resultados.
  • Programa de reanimación cardiopulmonar neonatal (RCP).
    Capacitación para atención en sala de partos de recién nacido de riesgo para profesionales.
  • ACORN – Cuidado Inicial del Recién Nacido de Riesgo.
    Programa de capacitación de profesionales para la estabilización y traslado de recién nacidos de riesgo. Adquisición y entrega de ambulancias y equipamiento médico para el Traslado Neonatal.
  • Programa de prevención de la ceguera en la infancia por ROP.
    Capacitación, provisión de insumos para diagnostico y tratamiento de la ROP evitando la ceguera.
  • Programa Nacional de Prevención de Infecciones Respiratorias Agudas (IRA) en lactantes prematuros de muy bajo peso al nacer.
    Provisión de anticuerpo monoclonal Palivizumab a todos los prematuros del sector público para prevención de bronquiolitis por virus sincicial respiratorio.
  • Provisión de surfactante pulmonar a todo el país para el Síndrome de dificultad respiratoria en prematuros.

¿Qué es el ROP?

La Retinopatía del Prematuro (ROP) es una enfermedad que afecta a bebés que nacen de forma prematura, y consiste en un desarrollo anormal de los vasos sanguíneos en la retina. Es la principal causa de ceguera en la infancia.

El nacimiento prematuro frena el desarrollo normal de la retina, una de las capas fundamentales del ojo necesaria para la visión. La retina completa su formación a partir de la semana 36. Si el niño nace antes de ese momento, la retina continuará desarrollándose, pero con cierto riesgo de hacerlo en forma anormal. A menor peso y edad gestacional, los prematuros tienen mayor riesgo de presentar la enfermedad.

Por otro lado, los niños prematuros nacen con sus pulmones inmaduros, por lo que es muy frecuente que sea necesario administrarles oxígeno. Las altas concentraciones de oxígeno aumentan el riesgo de padecer retinopatía del prematuro, por lo que el control del oxígeno en la unidad de neonatología es esencial.

¿Cómo se diagnostica?

Todos los bebés nacidos antes de la semana 32 y/o menores a 1.500 gramos de peso al nacer deben ser controlados. Es importante que los prematuros sean controlados precoz y periódicamente por oftalmólogos capacitados. El oftalmólogo debe realizar evaluación del fondo de ojo de los bebés en la unidad de cuidados intensivos neonatales, en la cuarta semana de la vida posnatal y no más allá de la 32ª semana.

¿En qué consiste el seguimiento?

El seguimiento de la enfermedad dependerá del criterio del médico, de la localización de la retinopatía misma dentro del ojo y de la edad corregida del paciente. Deberá incluir un examen hasta al año de vida para descartar secuelas.

SIN COMENTARIOS