Larga vida a tu notebook

Actualmente tu computadora se ha convertido en una de las herramientas principales de tu día a día, bien sea para comunicarte con la familia y amigos o porque es la reina de tu jornada laboral. Muchas veces hemos escuchado la frase: “la cuido más que a mi vida”. Y tiene sentido, recordá cómo te sentiste aquel día cuando tu equipo no encendió.

Pero estas necesarias aliadas no son «inmortales», se estima que su vida útil es de tres a cinco años, sin embargo, dándole los cuidados necesarios puedes alargar un poco más este período, siempre y cuando las nuevas actualizaciones te permitan seguir haciendo uso de tu equipo de manera óptima. Por eso, de la mano de Acer te ofrecemos algunos consejos para que puedas tener en cuenta.

Cuida de su temperatura: un gran enemigo de las notebooks es el recalentamiento. Recordá que las computadoras generan un calor interno cuando están en funcionamiento. Trabajar con ella sobre la cama o usando un almohadón como mesa puede bloquear sus entradas de ventilación, causando que se pongan aún más calientes. Trabaja siempre sobre una superficie que sea sólida y que no genere más calor. Además, como dato adicional se recomienda limpiar sus entradas de aire regularmente.

Alargá la vida de tu batería: la batería es una de las partes claves de la notebook que incide en su buen funcionamiento. Así que mantén tu equipo conectado cuando necesites cargarlo. Podés optar por cargarla hasta un 80% y dejarla caer hasta el 40%, pero no más, antes de volverla a enchufar.

La limpieza es clave: existen dos tipos de limpieza: la que podés realizar y aquella que es mejor dejársela a los técnicos. Lo principal es que tu equipo no esté expuesto a líquidos, migas, restos de comida, entre otros. Bastará con poner un poco de producto de limpieza en un paño sin pelusa y pasárselo a la notebook para librarla de polvo y mugre, y usar un cepillo pequeño y aire comprimido en lata para una limpieza más profunda. Importante: no usar químicos en spray de manera directa y evita que cualquier líquido llegue adentro. Limpiarla por dentro es todo un desafío, así que lo mejor es llevarla con un técnico de confianza con cierta periodicidad, según sea el uso que le des a tu equipo.

Orden interno: para finalizar, dentro de este Ítem te hacemos una serie de recomendaciones, que van relacionadas con el manejo del cerebro de tu notebook. La primera, mantener el sistema operativo y los programas que usas al día, lo que implica instalar las actualizaciones de rigor. El hecho de volver a formatear el disco ha sido comparado con el acto de «limpiar el colesterol» del organismo: en una notebook se traduce en archivos huérfanos, entradas de registro abandonadas, virus y spyware. A esto súmale la eliminación de los archivos que no necesites.

Sobre Acer

Fundada en 1976, Acer es una de las principales empresas de TIC del mundo con presencia en más de 160 países. A medida que Acer evoluciona con la industria y cambia los estilos de vida, se centra en permitir un mundo en el que el hardware, el software y los servicios se fusionen entre sí, creando ecosistemas y abriendo nuevas posibilidades tanto para los consumidores como para las empresas. Los 7500 empleados de Acer se dedican a la investigación, el diseño, el marketing, la venta y el soporte de productos y soluciones que rompen barreras entre las personas y la tecnología. Visite www.acer.com para obtener más información.

© 2020 Acer Inc. Todos los derechos reservados. Acer y el logotipo de Acer son marcas comerciales registradas de Acer Inc. Otras marcas comerciales, marcas comerciales registradas y / o marcas de servicio, indicadas o no, son propiedad de sus respectivos dueños. Todas las ofertas están sujetas a cambios sin previo aviso u obligación y pueden no estar disponibles a través de todos los canales de venta. Los precios indicados son precios minoristas sugeridos por el fabricante y pueden variar según la ubicación. Impuesto a las ventas aplicable extra.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.