En San Isidro aconsejan cómo cuidar la piel

Con la llegada del verano, especialistas del Hospital Central advierten sobre los cuidados a la hora de tomar sol.

Para evitar los daños de la radiación solar, Andrea Giuliani, médica especialista en dermatología del Hospital Central de San Isidro, indicó las principales recomendaciones:

Cuándo tomar sol

Los horarios de exposición al sol deben ser antes de las 10 y luego de las 16. Es fundamental aplicar protectores solares con espectros diseñados para absorber la luz ultravioleta A y B.

El factor de protección solar (FPS) sirve para la protección contra las quemaduras solares. Se recomienda utilizar FPS 30 o más.

Niños, adolescentes y adultos deben protegerse siendo de mayor riesgo las personas de piel clara, ojos claros y cabello rubio o pelirrojo. Debe evitarse también el uso de dispositivos de bronceado artificial (camas solares).

El sol genera tres tipos de radiaciones

El daño solar producido por los rayos ultraviolieta B (UVB) produce enrojecimiento de la piel y quemadura solar, pero la radiación UVA también está asociada a la producción de cáncer de piel. Por lo tanto, es aconsejable utilizar protectores solares de amplio espectro (UVA/UVB).

Resistencia al agua

Es importante aprovechar la resistencia al agua de algunos de estos productos, sobre todo en niños, nadadores y personas que transpiran.

Estos productos deberán indicar si esta propiedad dura 40 minutos (resistentes al agua) u 80 minutos (muy resistentes al agua). Es necesaria principalmente en niños, debido a que el daño es acumulativo en la piel a lo largo del tiempo.

Actividades al aire libre

Las caminatas, deportes y trabajos al aire libre son saludables y necesarias para tener una buena calidad de vida. Cierta exposición solar (en períodos cortos) es fundamental para la síntesis de vitamina D; los periodos largos o intensos no mejoran la producción de esta vitamina y aumentan los riesgos de cáncer de piel.

Consejos para cuidar la piel

–  No exponerse entre las 10  y las 16 para evitar quemaduras solares.

–  Evitar el uso de camas solares.

– Aplicar generosamente la protección solar y reaplicar aproximadamente cada dos horas durante la exposición y al salir del agua.

– Utilizar ropas que ofrezcan protección, sombreros de ala ancha y anteojos de sol.

– Buscar la sombra.

– Tener en cuenta el uso de medicaciones por vía oral o local que pueden sensibilizar la piel al sol (ejemplo: adolescentes en tratamiento para acné, algunos antibióticos, anticonceptivos, entre otros).

– Realizar autoexámenes de piel y concurrir al médico en forma habitual para realizar controles cutáneos.

– Si estamos en la calle lo ideal es buscar la sombra.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.