Ranking de las industrias que más avanzaron en la digitalización

Según el documento “Covid-19 Pulso Empresarial” que el Banco Mundial realizó sobre el impacto socioeconómico de la pandemia en 1000 empresas argentinas, más de la mitad de las empresas locales enfrentaron la crisis sanitaria mediante un mayor uso de herramientas digitales, donde un 41% incrementó el uso y 15% las comenzó a utilizar. 

El dato consiste con la experiencia de Checkpagos, plataforma que ayuda a las empresas a automatizar el vínculo integral con los proveedores. De acuerdo a un informe de la compañía,  durante 2020 y 2021 casi se duplicó el número de consultas y demos por parte de empresas interesadas en conocer la solución, en un contexto en el que las ventas de la empresa se duplicaron en los últimos tres años.

Desde una perspectiva sectorial, el relevamiento del Banco Mundial indica que las empresas de comercio fueron las más activas en la intensificación del uso para enfrentar la pandemia, ya que el 61% de las mismas empezó a utilizar o incrementó la utilización de la digitalización. A estas les siguieron las de servicios (53%) y la industria (46%). En tanto, antes de la pandemia, las firmas de servicios presentaban un uso más difundido que el resto (36%).

En relación específicamente a la gestión de proveedores, un sondeo de CheckPagos entre sus clientes dejó como saldo que las empresas del rubro farmacéutica y automotriz fueron las que más contrataron el servicio de la plataforma en los últimos dos años, en un ranking en el que le siguen los laboratorios y las empresas de servicios como agencias de publicidad, consultoría corporativa, asesoramiento financiero, además de otro grupo significativo del rubro alimentos y bebidas.

«El sector de farma estuvo en  el ojo de la tormenta durante la pandemia, fue esencial desde el primer momento y no contó casi con tiempo para adaptarse, debió hacerlo en tiempo real, por lo tanto se inclinaron por contratar plataformas y asesoramiento integrales para encarar su transformación digital y eso incluye el pago a proveedores, un tema supersensible para  el sector», dijo Guillermo Reggiani, co founder, junto con Francisco Costa y Federico Costabel, de CheckPagos.

En relación a la industria automotriz, la necesidad de acelerar la transformación digital  y llevarla a la gestión de pago a proveedores estuvo determinada «por las complejidades en las  que la pandemia sumergió a la cadena de suministros del sector, que aún hoy genera dificultades en la oferta, a partir del faltante de ciertos componentes. La automatización de ese eslabón fue una precondición para que las compañías revisen, optimicen y exploten al máximos los puntos fuertes de su cadena de suministros, sobre datos ciertos, para encarar el desafío de la innovación», sumó Reggiani.

Reggiani explicó que en las diferentes conversaciones mantenidas con los posibles clientes, se notaba el estado de situación en la que se encontraban las empresas de distintos rubros de la industria, donde el  proceso de gestión de pagos a proveedores, en particular el punto de las facturas, era muy manual y poco eficiente.

El fenómeno no es estrictamente local. Según el primer informe “Deep Digital Journey” de LLYC, publicado en 2021, la mayoría de las compañías no ha llegado todavía a la mitad de su proceso de transformación digital.

El trabajo, para el cual se consultó a más de 200 ejecutivos de marketing y comunicación de grandes compañías pertenecientes a 16 sectores y 12 países de Europa y América,  sostuvo que «las empresas están haciendo un enorme esfuerzo para evolucionar y adaptarse a la disrupción digital, pero en el camino se encuentran con resistencias lógicas de un cambio que es más profundo y radical de lo que parece».

Se estima que la carga manual de una factura puede llevar entre 5 y 15 minutos, mientras que con soluciones como la de CheckPagos el proceso dura menos de un minuto. Si se tiene en cuenta que una empresa de mediana a grande procesa como piso entre 1000 y 1500 facturas mensuales el ahorro de tiempo y costos es significativo.

Además, distintos estudios  indican cómo la acumulación de papeles sobre escritorios y el ingreso manual de datos termina siendo un obstáculo para la atención ágil de los clientes, el pago a tiempo a los proveedores y otras tareas que deberían fluir rápidamente y sin dar cabida a ningún error.

La Fundación Observatorio Pyme (FOP) mostró, en particular, que las empresas que aumentaron el uso de herramientas digitales, o comenzaron a implementarlas, como respuesta a la pandemia, son también las que tuvieron un mejor desempeño con respecto a aquellas que no lo hicieron.

«Si bien en el 2022 se retomó la presencialidad plena después de dos años de home office, las empresas han planteado el objetivo “paperless” y todas encaminan a la digitalización eficiente de sus procesos. En este contexto, Checkpagos se posiciona como una solución ideal para la gestión de pago a proveedores, incorporando día a día herramientas que hacen más fácil lograr el objetivo del “paperless”, concluyó Reggiani.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.