Tigre reúne en sus Clubes de Remo la tradición y colorido de las colectividades

0
255

En cada una de las instituciones donde se practica este deporte se disfruta y se vive la historia de los inmigrantes que lo fundaron. Arquitectura, celebraciones, música y comidas típicas transportan al visitante a distintos paisajes del mundo.

El Municipio de Tigre cuenta en pocas cuadras con 12 clubes de remo ubicados a orillas de los ríos Lujan y Tigre. Muchas de estas instituciones sobrepasan los 100 años de antigüedad y fueron fundadas por diferentes colectividades, que eligieron este deporte para generar unión, amistad y camaradería entre los socios. Esta realidad única en el mundo, dio a Tigre la distinción de “Cuna del Remo Argentino”.

TBC

Tan típicos como el rio mismo los clubes de remo son una postal tradicional de Tigre. Con edificios imponentes que reflejan en su arquitectura la edad de oro de este deporte y que constituyen de por si un gran atractivo turístico. Como también lo son sus botes de paseo, construidos en su mayoría en la década del 40 por verdaderos ebanistas y que se mantienen inalterables a pesar del paso de los años.

Llegando desde Acceso a Tigre la primer institución que encontramos es el Club Náutico Hacoaj, uno de los más importantes de la colectividad judía en Argentina; pasando el Puente Rocha y tomando la calle Lavalle hallamos el Club L´Aviron, de raíces Francesas, una vez que cruzamos Av. Libertador aparece el Nahuel Rowing Club, nombre de origen mapuche que significa “tigre-yaguareté”. Frente a este y en la otra orilla del Río Tigre se establecieron los Clubs Canottieri Italiani, fundado por inmigrantes italianos y el Buenos Aires Rowing Club, de génesis inglesa.

Volviendo a la calle Lavalle pasamos el Club América y pegado a este el Club Suizo, continuando hasta la intersección con Paseo Victorica y bordeando el Río Lujan nos encontramos con el Club Hispano Argentino y frente a este, el hermoso edificio del Club de Regatas La Marina, ambas instituciones de sangre española.

Siguiendo por Paseo Victorica damos con el TBC (Tigre Boat Club), ingles de pura cepa y a solo una cuadra de distancia nos chocamos con el Rowing ClubArgentino, también de descendencia “british”. Un poco más alejando e instalado frente al continente finalmente cierra el recorrido el Club de Remeros Escandinavos, fundado por Daneses, Finlandeses, Suecos y Noruegos.

En muchos de estos clubes se siguen celebrando las fiestas típicas de cada colectividad y en las fechas aniversario de sus fundaciones se disfruta de su música, comida y colorido tradicional. Asimismo alguno de ellos cuentan con una opción gastronómica abierta tanto para socios como para visitantes, transformándose en un gran atractivo turístico y deleita a cientos de comensales todos los fines de semana.

SIN COMENTARIOS