Quizá los antivirus no sean tan seguros como pensamos

0
113

Los antivirus para nuestros ordenadores y dispositivos móviles siempre han sido un tipo de software que han generado muchas dudas en lo que se refiere a la protección real que nos ofrecen frente a ataques externos.

Sin duda uno de los mayores reclamos que utilizan los desarrolladores de estos programas de seguridad para que los futuros clientes se decanten por sus propuestas en lugar de por la competencia, son las pruebas de resultados frente a amenazas que nos presentan. Estas pruebas se hacen públicas y sirven a los usuarios para hacerse una idea acerca de los niveles de protección que cada uno de los productos nos ofrecen.

Pues bien, una de las mayores dudas a este respecto que siempre ha inquietado a los usuarios de este tipo de software, es la fiabilidad de estas pruebas y si realmente los productos que usamos nos mantienen protegidos frente a todas las amenazas que especifican los propios fabricantes. Desde hace un tiempo se baraja con la posibilidad de que estos desarrolladores de antivirus y programas de seguridad estén utilizando versiones específicas para que las pruebas sean positivas y de este modo ganen prestigio frente al gran público.

Debido a estas dudas, un usuario de Reddit llamado Man_on_the_train se ha encargado de llevar a cabo sus propias pruebas de seguridad con los programas más extendidos hoy en día. A continuación os ofrecemos una imagen donde quedan reflejados los resultados obtenidos por este usuario anónimo.

Si observamos esta tabla con detenimiento, en seguida nos daremos cuenta de que los resultados alcanzados no son nada positivos, de hecho, tal y como nos señalan desde el portal RedesZone, muchos de los antivirus han fallado incluso en los test más básicos. Asimismo llama poderosamente la atención que el software de seguridad que en términos generales mejor rendimiento y niveles de protección ha ofrecido sea un firewall.

Llegados a este punto quizá nos debamos preguntar acerca de la necesidad de tener un antivirus instalado en el sistema consumiendo recursos del mismo cuando quizá con un buen firewall correctamente configurado sea más que suficiente. También hay que prestar una especial atención a la prueba denominada Kill5 test, encargada de detectar aquellas amenazas capaces de desactivar la herramienta de seguridad que tengamos instalada en el equipo. Lo más preocupante es que la mayoría de los programas no han sido capaces superar la misma, con los riesgos que correríamos si esto sucediese.

SIN COMENTARIOS