Hoy se eligen 130 diputados nacionales para renovar parcialmente la Cámara baja

0
124

La elección se llevará a cabo a lo largo de todo el país, en distrito único, y la Provincia de Buenos Aires, con 35 escaños, será la que más bancas pondrá en disputa, por ser el distrito electoral con mayor cantidad de habitantes.

Más de 32 millones de argentinos estarán en condiciones de elegir el próximo domingo a los 130 diputados nacionales que renovarán parcialmente la Cámara baja a partir del 10 de diciembre.

Detrás de la provincia de Buenos Aires, se ubican la Ciudad de Buenos Aires donde se eligen 12, Santa Fe con 10 y Córdoba con 9.
Mendoza y Tucumán elegirán 5 diputados cada una, mientras que Corrientes, Entre Ríos, Misiones, Salta y Santiago del Estero votarán para consagrar 4 legisladores por distrito.

Por su parte, elegirán 3 diputados en Chaco, Chubut, Formosa, Jujuy, La Rioja, Río Negro, San Juan y Tierra del Fuego; y 2 en Catamarca, La Pampa, Neuquén, San Luis y Santa Cruz.

El bloque de diputados del Frente para la Victoria arriesgará 77 de los 130 escaños que se renovarán, y si bien el oficialismo debe realizar una buena elección para asegurarse el control de este cuerpo legislativo, con solo repetir el resultado de las PASO de agosto último, se asegurará contar con una bancada de casi 90 legisladores.

El Frente para la Victoria tiene 41 bancas con mandato hasta el 2017 y podría obtener entre 45 y 50. A estos escaños podrían sumarse tres monobloques que pertenecen al PJ pero podrían acercarse al oficialismo, entre otros realineamientos dentro del justicialismo, como los legisladores alineados con el cordobés José Manuel de la Sota y el chubutense Mario Das Neves, según confiaron fuentes parlamentarias.

En ese sentido, la presidenta del bloque oficialista, Juliana Di Tullio, se mostró optimista sobre los resultados de los comicios.

“Vamos a seguir siendo mayoría en el Congreso, no vamos a tener mayores dificultades para que el próximo presidente tenga las herramientas que tiene que tener para gobernar”, señaló.

En diálogo con Télam, Di Tullio agregó: “La historia del Bloque Cambiemos yo ya la vi, y no sólo yo, la vimos todos. Van como un bloque para una elección y después se acomodan, y cada uno para su lado”.

En el oficialismo confían en que si triunfa la fórmula Daniel Scioli-Carlos Zannini se mantendrá el respaldo de aliados históricos como el Frente Cívico de Santiago del Estero, del Movimiento Popular Neuquino y del Partido Solidario.

En la nueva conformación de Diputados, proyectando los resultados de las PASO, se sumarían al bloque oficialista el líder de La Cámpora, Máximo Kirchner; los ministros de Economía, Axel Kicillof, y de Planificación Federal, Julio de Vido; el secretario General de la Presidencia, Eduardo “Wado” de Pedro; y la embajadora ante la OEA, Nilda Garré.

Además, los gobernadores de la Rioja Luis Beder Herrera y de San Juan José Luis Gioja, así como los bonaerenses Jorge Landau, Jorge Rivas (socialismo aliado), Mayra Mendoza (La Cámpora) y Leonardo Grosso (Movimiento Evita), el mendocino Guillermo Carmona y el salteño Pablo Kosiner, entre otros.

En la oposición, la alianza Cambiemos -formada por PRO, el radicalismo y Coalición Cívica- solo arriesga 18 de sus 64 bancas, de las cuales una docena son de la UCR, cuatro del macrismo y dos aliados.

Por su parte, el Frente Renovador que lidera Sergio Massa tiene 15 bancas y 5 aliados, y este domingo pondrá en juego 5 escaños propios y dos aliados, mientras que Unión por Córdoba, que lidera De la Sota, no arriesga ninguno de sus tres escaños.

La agrupación del ex intendente de Tigre apuesta a la renovación de sus bancas de la vicepresidenta tercera y mano derecha de Massa, Graciela Camaño, los sindicalistas Facundo Moyano y Alberto Roberti, quien en los últimos días tuvo que reafirmar que se quedará en el massismo y tuvo una fuerte polémica con el asesor de imagen del candidato a presidente, Sergio Bendixen, en defensa de su esposa, la diputada provincial Mónica López, que emigró hacia el oficialismo.

En cambio, el Partido Socialista pone en juego 5 de sus 8 bancas, el GEN 3 de sus cuatro lugares y Unidad Popular perderá los tres escaños que posee en la cámara baja, cuyos candidatos no superaron el piso del 1,5 por ciento de los votos para competir el próximo 25.

El Frente de Izquierda y de los Trabajadores no arriesga ninguno de sus tres escaños.

SIN COMENTARIOS