Centros Educativos, el Taller Protegido y las UDI de San Fernando recibieron a Papá Noel

0
345

Los establecimientos municipales se anticiparon a la Navidad con festejos íntimos y familiares, con la visita del personaje más querido de la época y regalos para todos los alumnos e integrantes. “La diversidad, la paz, el encuentro, el diálogo y la unión con la familia forman parte de la Navidad y del proyecto que planteamos para el fin de año”, explicó Mariana Miola, Directora General de Educación del Municipio.

Papá Noel no quiso dejar de visitar a los niños de 18 meses a 3 años que concurren a las Unidades de Desarrollo Infantil (UDI) de San Fernando, ni a los chicos de 6 a 13 años de los Centros Educativos Integrales Municipales (CEIM). Pasó por cada una de las sedes y les dejó a sus alumnos momentos mágicos para atesorar en sus recuerdos. Se acercó también al Taller Protegido para personas con discapacidades y llevó grandes sorpresas a sus integrantes.

2 - Visita de Papá Noel

El mítico personaje navideño conoció a cada grupo durante sus propios festejos de fin de año y les entregó regalos a todos, acompañado de docentes y auxiliares -en el caso del Taller Protegido, de sus coordinadores- y de la Directora General de Educación Municipal, Mariana Miola, quien comentó: “Quedaron muy felices. Los regalos les encantaron, son pensados para ellos por su edad y las cosas que les gustan, son de buena calidad y quizás en algunos casos es el único juguete que reciben”.

“Ellos prepararon durante toda la semana la decoración navideña e hicieron encuentros y talleres familiares”, agregó la funcionaria, e indicó en qué constó la temática trabajada: “La diversidad, la paz, el encuentro, el diálogo y la unión con la familia, porque forman parte de la Navidad y del proyecto que planteamos para el fin de año”.

Ciertamente, estos establecimientos son lugares de contención más allá de la educación no formal. Para cada padre y madre, las UDI -ex ‘guarderías’- son un lugar confiable y seguro para dejar a sus hijos durante su horario laboral. Allí reciben un seguimiento nutricional, controles médicos, revisaciones odontológicas -desde el 2014, las Unidades de Desarrollo Infantil están libres de caries-, trabajos didácticos y mucho afecto de parte del personal. La matrícula actual llega a 550 niños, y aspiran a que supere las 1000 vacantes.

En tanto, los CEIM brindan apoyo escolar y asistencia psicopedagógica a más de 300 chicos, a contraturno de las escuelas. Allí tienen garantizados desayunos y meriendas, clases de natación, de computación, de inglés y talleres artísticos, en edificios en muy buenas condiciones. El Intendente Luis Andreotti anunció hace pocas semanas que durante el 2016 se construirán nuevas sedes tanto de los Centros Educativos Integrales como de las UDI – ‘Jardines Maternales’.

3 - Visita de Papá Noel

Por su parte, el Taller Protegido es un programa de inclusión ejemplar en el conurbano; un organismo que potencia habilidades y brinda contención a sus trabajadores mientras realizan tareas artesanales: actualmente, un área arma canillas en forma tercerizada, otra elabora sopapas y sifones para cañerías y un tercer taller es una matricera que hace elementos de plástico para una reconocida marca de bijoutería.

Mariana Miola concluyó: “Este año lo cerramos con una UDI nueva -el Jardín Maternal ‘Nuestra Señora de la Guardia’ en Carlos Casares 2032, la sede más grande- y fue un desafío poder ingresar a muchos más chicos. Para el 2016 queremos seguir construyendo Centros Educativos y agregar más talleres, sobre todo de informática e inglés. Nos espera un 2016 con una agenda llena”.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.