Fue al hospital por un tratamiento oncológico, tuvo una pelea de tránsito y cayó muerto de un paro cardíaco

0
157

Un joven de 29 años que había salido del Hospital Central de San Isidro luego de un control oncológico murió de un paro cardíaco luego de discutir y tomarse a golpes con un peatón por una discusión de tránsito.

El hecho ocurrió ayer y tuvo como víctima a Carlos Terán, de 29 años, empleado de la municipalidad de San Isidro en el vivero de ese partido.

El caso es investigado por el fiscal Matías López Vidal, del Área Ejecutiva de Investigaciones Criminales de la Sede Central de la Fiscalía de San Isidro, quien por estas horas esperaba poder identificar a la persona que se peleó con la víctima y el resultado de la autopsia.

“Para imputar algún tipo de delito, necesitamos saber por los médicos forenses si el golpe que recibió la víctima durante su pelea tuvo algún tipo de incidencia en la causa del deceso”, dijo a Télam una fuente judicial.

Los voceros contaron que el hecho ocurrió alrededor de las 10 de ayer frente al Hospital Central de San Isidro, ubicado en la avenida Santa Fe 431, de esa localidad del norte del conurbano.

Terán era un paciente oncológico que el domingo pasado había terminado su primera sesión de quimioterapia y tuvo que ir ayer al hospital a hacerse un control y análisis de sangre para medir sus niveles de plaquetas y glóbulos blancos.

Cuando salió del centro de salud acompañado por su mujer abordó su automóvil Ford Taunus que había dejado estacionado frente al hospital, en una de las calles laterales.

Siempre según las fuentes, cuando Terán avanzó por esa calle y asomó la trompa del auto para cruzar la avenida Santa Fe, invadió la senda peatonal por la que venía cruzado un hombre de unos 50 años con una mujer.

Ese peatón le pateó el auto a Terán molesto porque el conductor no le cedía el paso, lo que ocasionó que el muchacho que acababa de salir del hospital se bajara del Taunus a discutir.

“Hubo una corrida y después cada uno le dio una trompada al otro”, dijo a Télam una fuente de la investigación.

Las mujeres separaron a los hombres y cuando Terán regresaba a su auto, cayó desplomado en la vía pública.

Como estaban frente al hospital, en pocos minutos una ambulancia llegó para iniciar las maniobras de resucitación, lo trasladaron al “shock room” de la guardia y allí los médicos trabajaron durante 40 minutos haciendo RCP pero no lograron reanimarlo.

El fiscal López Vidal aguardaba que hoy los médicos forenses realicen la autopsia y le digan si la causa del paro cardiorrespiratorio fulminante que sufrió Terán pudo estar vinculada o no al golpe que recibió.

“Si el golpe no tuvo injerencia en la muerte, no se le puede endilgar el homicidio a la persona que lo golpeó. Tampoco se puede iniciar una causa por lesiones porque se necesita de la víctima para instar la acción penal”, explicó una fuente judicial.

El fiscal y los policías de la comisaría 1ra. de San Isidro que trabajan en el caso están intentando identificar al hombre que participó del incidente de transito a través de lo que aporten los testigos y los videos de las cámaras de seguridad.

Esa persona buscada o cualquier testigo que pueda aportar datos para identificarla se puede presentar en la sede de la fiscalía, ubicada en el edificio de Tribunales de San Isidro, en la calle Ituzaingó 340, en la comisaría 1ra. o llamar al 911.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.