Vidal vetó la ley que habilitaba la presencia simultánea de menores y mayores en boliches bonaerenses

0
229

La gobernadora de Buenos Aires vetó la norma que modificaba parte de la “Ley de Nocturnidad” para habilitar la concurrencia simultánea de menores y mayores de edad a boliches bailables en localidades bonaerenses con menos de 30.000 habitantes.

El decreto de veto fue publicado hoy en el Boletín Oficial de la Provincia y fue fundamentado en la Constitución Provincial y en los derechos del niño.

En su artículo 1, el decreto 2.101 señala la decisión de “vetar el proyecto de ley sancionado por la Honorable Legislatura” y en el apartado 2 insta a “devolver a la Honorable Legislatura la iniciativa mencionada”.

El decreto señala también “que el artículo 36 de la Constitución Provincial dispone que todo niño tiene derecho a la protección y formación integral, al cuidado preventivo y supletorio del Estado en situaciones de desamparo y a la asistencia tutelar y jurídica en todos los casos”.

Además, considera que “la Convención sobre los Derechos del Niño entiende por niño a todo ser humano menor de dieciocho años de edad y establece en su artículo 3° que 1. En todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial a que se atenderá será el interés superior del niño. 2. Los Estados Partes se comprometen a asegurar al niño la protección y el cuidado que sean necesarios para su bienestar, teniendo en cuenta los derechos y deberes de sus padres, tutores u otras personas responsables de él ante la ley y, con ese fin, tomarán todas las medidas legislativas y administrativas adecuadas…`”.

El decreto sostiene más adelante que “resultan contradictorios los fundamentos del proyecto y la modificación exclusiva del artículo 9° respecto de los Municipios de menos de treinta mil habitantes, siendo que el ejercicio de los derechos de los jóvenes no puede estar sujeto a su lugar de residencia ni a la cantidad de habitantes del lugar”.

La norma había sido aprobada en la Legislatura bonaerense y contaba con el apoyo y respaldo de varios intendentes, muchos de ellos pertenecientes a Cambiemos, aunque desde varios sectores había despertado polémica.

En esa línea, desde el Comité Argentino de Seguimiento de la Convención Internacional de los Derechos del Niño (Casacidn) dijeron al aprobarse que no estaban de acuerdo, ya que”no se trata de prohibir o favorecer, sino de trabajar la prevención del consumo de alcohol y drogas”.

La ley, que había sido impulsado por el senador del PJ Patricio García y disponía la creación de un marco de excepcionalidad para municipios pequeños, quienes tendrían la potestad de regular por sí mismos sobre la permanencia de los menores en los locales bailables.

SIN COMENTARIOS