La Provincia prorroga vencimientos y suspende inicio de ejecuciones judiciales en zonas afectadas por incendios e inundaciones

0
241

La provincia de Buenos Aires resolvió prorrogar por 120 días el vencimiento del Impuesto Inmobiliario, tanto el básico como el complementario, en la planta urbana y rural, en aquellas zonas del territorio bonaerense que fueron afectadas por incendios e inundaciones. También suspendió por el mismo plazo el vencimiento de cuotas de planes de pagos y el inicio de ejecuciones judiciales.

El ministro de Economía de la Provincia, Hernán Lacunza, sostuvo que “la medida busca aliviar la situación de los vecinos que fueron afectados por inundaciones o incendios. Es un paliativo en un momento difícil, y una forma de brindar respuestas rápidas, que es lo que nos pide siempre la gobernadora María Eugenia Vidal”.

A través de este beneficio fiscal se prorrogan hasta junio los vencimientos de las dos primeras cuotas del Impuesto Inmobiliario Urbano, y la primera cuota de los impuestos Inmobiliario Rural y Complementario, que operarían en los meses de febrero y marzo próximo.

Además, según puntualizó el director de ARBA, Gastón Fossati, “la suspensión por 120 días también abarca el inicio de juicios de apremios por deudas de origen tributario, la gestión de intimaciones de pago y el vencimiento de las cuotas de los planes de pagos de todos los impuestos a los que se hayan acogido los contribuyentes damnificados”.

Fossati afirmó que “el objetivo de la gobernadora María Eugenia Vidal es actuar con celeridad y contener a quienes padecieron incendios e inundaciones, por lo que el beneficio se aplicará de oficio y regirá de manera automática sin necesidad de realizar ningún trámite”. A la vez, explicó que “en función de cómo evolucione la situación, se analizará la posibilidad de sumar otros beneficios tributarios”.

En ese sentido, el ministro de Agroindustria bonaerense, Leonardo Sarquís, precisó que “a las prórrogas impositivas pueden agregarse otras ayudas adicionales que determine  la Comisión de Emergencia y Desastre Agropecuario (CEDABA)”, y destacó que “el trabajo en equipo de todo el gabinete provincial, en este caso con el Ministerio de Economía y ARBA, muestra que nos ocupa la asistencia inmediata a todos los productores”.

Los damnificados recibirán los beneficios de manera directa, sin necesidad de solicitudes ni trámites, porque la Agencia de Recaudación cuenta con  tecnología satelital que le permite determinar cuáles son las partidas afectadas por el agua y el fuego en cada distrito.

Por su parte, el Banco Provincia amplió el monto máximo de sus créditos para las empresas y comercios damnificados por las inundaciones que están afectando la región norte del territorio bonaerense, que podrán solicitar hasta 1 millón de pesos, hasta en 48 meses, con 12 meses de gracia para el pago de capital (durante el primer año sólo se abonarán los intereses), con una tasa fija de 12% anual.

Los incendios, que se iniciaron a fines del año pasado, afectaron a Carmen de Patagones, Villarino, Puan, Coronel Dorrego, Pinamar, Balcarce, Tandil y Bahía Blanca. En tanto que las inundaciones alcanzaron a Pergamino, Arrecifes, Ramallo, Rojas, San Nicolás, General Villegas, Rivadavia, Carlos Tejedor y Ameghino.

En todas las regiones afectadas el gobierno de la provincia de Buenos Aires desplegó operativos y coordinó acciones de asistencia para ayudar a los damnificados y facilitarles, en el caso de las zonas urbanas, el regreso a sus hogares.

SIN COMENTARIOS