San Isidro: Nuevos egresados del taller de huerta para personas con discapacidad

0
127

Se entregaron 32 diplomas en Puerto Libre tras finalizar el programa de capacitación e inserción laboral que organiza el Municipio junto a Pro Huerta del INTA.

Ante la mirada atenta y emocionada de familiares y amigos, 32 personas recibieron el título oficial del programa de Huertas Orgánicas, impulsado por el Municipio de San Isidro junto a Pro Huerta del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA).

Integración, capacitación y oferta laboral, son pilares fundamentales de esta iniciativa que enseña a desarrollar y mantener huertas orgánicas a personas con discapacidad intelectual.

“Es una alegría enorme poder compartir este día tan especial con los egresados y ver cómo crece este programa. Una actividad llena de beneficios en la cual cuida al medio ambiente, se fomenta la alimentación saludable, laborterapia, el trabajo en equipo y la inclusión laboral”, expresó el intendente Gustavo Posse.

A su lado, el coordinador general del programa, Ignacio Floridi comentó: “Es un día único donde concluye un año de trabajo. Nuestro objetivo es capacitar a las personas con discapacidad, darles un título y ofrecerles una salida laboral. Para ello, realizamos muchas prácticas profesionales para que los alumnos se enfrenten a diferentes suelos, sociabilicen y se egresen lo más capacitados posibles”.

La iniciativa surgió hace más de dos años de una simple idea y hoy es una exitosa realidad que ya cuenta con más de 120 asistentes en cuatro sedes ubicadas en distintas localidades del distrito.

“Estamos muy felices de presentar a esta segunda camada de profesionales en el armado y mantenimiento de huertas. Es una emoción muy grande ver la dedicación, el esfuerzo y el compromiso de cada uno por superarse. Siempre buscamos que progresen en sus vidas con la idea fija de que el trabajo dignifica”, sumó el secretario de Integración Comunitaria, Arturo Flier.

Desbordada de alegría por ver a su hijo Facundo con el diploma, Patricia Regui contó: “Mi hijo está muy contento por todo lo que aprendió, a tal nivel que lo aplica cotidianamente en casa. Me parece fantástico que se realice esta iniciativa que no sólo les da la posibilidad de trabajar sino también de estar en contacto con la naturaleza y aprovechar lo que ella nos brinda”.

Tras recorrer la huerta con su hijo, Fernando Larocca completó: “Estoy muy contento con este programa. Realmente es una idea fantástica porque además de aprender y tener una salida laboral, sociabilizan y se hacen su propio grupo de amigos”.

SIN COMENTARIOS