Mujeres con cáncer podrán preservar su fertilidad en hospitales provinciales

0
112

Los tratamientos contra tumores suelen provocar infertilidad. Por primera vez en el país, hospitales públicos congelarán óvulos de mujeres con cáncer para que una vez superada la enfermedad puedan tener hijos.

Hasta hoy, las mujeres con cáncer no sólo tenían que sobrellevar la angustia de la enfermedad, sino que además, en la mayoría de los casos, debían resignar el sueño de ser mamá. Ahora, a partir de un convenio que firmaron hoy el ministerio de Salud provincial y el Laboratorio Ferring, preservar la fertilidad de estas pacientes es posible y gratuito.

Así como la Provincia de Buenos Aires fue pionera en la puesta en marcha de una ley de fertilización asistida, esta vez también será la primera en garantizar tratamientos de preservación de la fertilidad en mujeres con indicación oncológica ¿Cómo? En primera instancia, se administra una medicación inyectable para la estimulación ovárica. El segundo paso consiste en la extracción de los óvulos para “congelarlos” o criopreservarlos. De esta manera, se mantiene en pausa la vida de las células reproductivas hasta que la paciente se recupere del cáncer.

“Una vez que las pacientes logren superar la enfermedad podrán acceder al tratamiento de fertilización in vitro de manera gratuita en nuestros hospitales especializados”, explicó hoy el ministro de Salud provincial, Alejandro Collia, durante la firma del convenio con Ferring en la Casa de la Provincia. “Este es un paso significativo de calidad para permitir, tal como nos pide el gobernador Scioli, seguir mejorando para dar más servicios con mayor equidad e igualdad de oportunidades para todos los bonaerenses”.

Allí, el ministro de Salud firmó el acuerdo con la filial Argentina del laboratorio Ferring para posiblitar estos tratamientos. La farmacéutica ya venía llevando adelante un plan llamado “Proteger”, que consiste en la entrega gratuita de la medicación para estimular la producción y el número de óvulos en pacientes con cáncer. La Provincia, en tanto, será la encargada de la conservación de los óvulos y del posterior tratamiento de fertilización.

“La medicación deberá aplicarse de manera inyectable durante 10 a 15 días, antes de que las pacientes comiencen con los tratamientos para combatir la enfermedad oncológica”, explicó la asesora del Programa provincial de Fertilización Asistida, Natalia Tarducci. Y agregó: “Tras la maduración de los folículos, se realizará la extracción de los óvulos para la criopreservación mediante un procedimiento sencillo por vía vaginal”.

Por su parte, el director médico de Ferring, Pablo Pereyra destacó “los avances en el diagnóstico y tratamiento de distintos tipos de cáncer, que generan nuevas expectativas de maternidad en mujeres en edad fértil”.

Los hospitales provinciales en los que se realizarán los tratamientos de preservación serán el Tetamanti de Mar del Plata, San Martín de La Plata, Güemes de Haedo y Pennna de Bahía Blanca. No obstante, explicó Tarducci, “las pacientes pueden hacer la primera consulta en el hospital provincial más cercano a su domicilio y, desde allí, el médico lo derivará al centro de referencia que corresponda”.

MÁS CERCA DE LA VIDA

Esta iniciativa, que no sólo es pionera en el país sino también en América Latina, “busca vincular el cáncer con la vida y restarle esa fuerte asociación con la muerte porque hoy en día existen tratamientos y enormes posibilidades de salir adelante”, expresó el ministro Collia.

En ese sentido, Collia expresó que “una de cada ocho mujeres tendrá cáncer de mama en algún momento de su vida. Y de ellas, el 10 por ciento será menor de 35 años. Por eso, es lógico que una vez superada la enfermedad la paciente en edad fértil quiera ser madre”.

El problema es que las drogas que se utilizan en tratamientos de quimioterapia y rayos son muy agresivos, y como la mujer nace con todos los óvulos que va a producir en su vida, estos tratamientos pueden a afectar su capacidad reproductiva y hasta destruirla por completo. Por eso, la esperanza está puesta en las técnicas de preservación de la fertilidad, que permitirán a quienes hayan superado un cáncer cumplir el sueño de ser madres.

“Nuestro objetivo es que cada vez más personas accedan al proyecto de formar una familia, algo que hasta la aparición de la ley de fertilización se limitaba a aquellos que contaban con el dinero suficiente para pagar los tratamientos”, recordó Collia. “Hoy la Provincia cuenta con una red de 10 centros de fertilización asistida en hospitales públicos, ya hemos celebrado un centenar de nacimientos y vamos por más”.

COMITÉ FISCALIZADOR

En la presentación en Casa de la Provincia, Collia anunció además la creación de un Comité Técnico con varios profesionales de distintas disciplinas, que tendrá la función de asesorar y determinar los requisitos con los que deben realizarse los tratamientos, así como también de establecer los lineamientos para habilitar los laboratorios donde se produzca la manipulación de los gametos.

La comisión estará presidida por un coordinador médico del Programa de Fertilización Asistida, un representante de la Subsecretaria de Control Sanitario, así como también por un equipo integrado por biólogos y veterinarios y por representantes de los colegios profesionales.

De la firma del convenio también participaron el consultor internacional en fertilización asistida, Ricardo Asch; el gerente general de Ferring, Guillermo Ssher; el presidente de la Sociedad Argentina de Medicina Reproductiva, Jorge Gorgonza; la subsecretaria de Control Sanitario, Silvia Caballero y la titular del Instituto Provincial del Cáncer, Alejandra Fontao.

SIN COMENTARIOS