El oficialismo reunió 134 votos entre diputados propios, aliados y tres opositores

0
193

El kirchnerismo en la Cámara de Diputados consiguió 134 votos para aprobar el proyecto de ley de pago soberano de deuda al reunir 116 legisladores propios, 15 aliados habituales y tres opositores; en tanto que la mayoría del arco opositor se encolumnó en los 99 votos negativos.

El radical Eduardo Santín, el moyanista Omar Plaini y la ex piquetera del MIJD Ramona Puchetta representaron los votos de diputados opositores que ayudaron al oficialismo a imponerse por 134 a 99 en la votación que se concretó esta madrugada tras casi 16 horas de debate.

Al Frente para la Victoria sólo le faltó uno de sus 119 integrantes: la bonaerense Diana Conti. En tanto, Julián Domínguez no participó de la votación por estar presidiendo la sesión, mientras que el riojano Javier Tineo se encuentra hace algunos meses de licencia.

Entre los aliados habituales del oficialismo la presencia fue perfecta: siete del frente Cívico por Santiago del Estero, tres de Nuevo Encuentro, uno del PJ La Pampa y uno del Movimiento Solidario Popular de Tierra Del Fuego.

Los tres diputados del Movimiento Popular Neuquino volvieron a votar en sintonía con el Gobierno, aunque en sus declaraciones prefieren no definirse como aliados habituales.

Las abstenciones a la votación las pidieron los tres diputados de Unidad Popular (Claudio Lozano, Victor De Genaro y Antonio Riestra), la representante de Libres del Sur Victoria Donda y la de Proyecto Sur Alcira Argumedo.

Entre los 18 ausentes, además de Tineo y Conti, estuvieron los tres diputados de la Coalición Cívica, que durante el debate habían adelantado que se retirarían; cinco de la UCR; cuatro del massismo; dos del PRO; Margarita Stolbizer del GEN y la representante del Movimiento Popular Fueguino.

Un caso particular se dio en el bloque de los sindicalistas Facundo Moyano y Omar Plaini, ya que el primero dio quórum pero votó en contra y el segundo no ayudo al oficialismo para reunir quórum y en cambió sumó para aprobar la iniciativa.

SIN COMENTARIOS