Encontraron ahorcado en su celda al padrastro de la beba asesinada en Pilar

0
213

El padrastro de la beba asesinada a golpes, torturada y violada el miércoles fue encontrado ahorcado en una celda de la Alcaídia de la Jefatura Departamental de San Martín, informaron fuentes policiales y judiciales.

Fuentes policiales y judiciales informaron que uno de los guardiacárceles halló el cadáver de Luis Carlos Alonzo (25), paraguayo, alrededor de la 1, sentado en el suelo y ahorcado con una sábana atada a los barrotes de una reja del costado de su celda.

El efectivo penitenciario, que también es guardavidas, lo descolgó y comenzó a efectuarle maniobras de reanimación cardiopulmonar (RCP), aunque Alonzo ya había fallecido.

Según indicaron los voceros, la última vez que el padrastro de Milagros fue visto con vida fue a la medianoche, cuando los guardias pasaron por su celda y constataron que estaba en perfecto estado.

Alonzo estaba alojado en San Martín desde el mismo día de su detención, el jueves, cuando fue trasladado por temor a que vecinos atacaran la comisaría de Pilar en la que se encontraba.

El caso es investigado por la fiscal Gabriela López, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Asuntos Penitenciarios de San Martín, quien ahora tendrá que confirmar si se trató de un suicidio.

En tanto, la fiscal de la causa del homicidio de la nena, la titular de la UFI de Violencia de Genero y Delitos Conexos a la Trata de Personas de Pilar, Carolina Carballido, le solicitó a su colega López que durante la operación de autopsia se le extraigan a Alonzo muestras de sangre para futuros cotejos de ADN, en caso de que alguno de los hisopados realizados sobre el cadáver de Milagros tenga rastros genéticos de su asesino.

Si bien con la muerte de Alonzo queda extinta la acción penal en su contra, aún sigue la investigación para determinar la responsabilidad de la madre de la beba, Celina Benítez (22), también paraguaya, quien anoche fue apresada por presunto “abandono de persona”.

Voceros judiciales indicaron a Télam que al fundar su pedido de detención ante el juez de Garantías 7 de Pilar, Walter Saettone, la fiscal sostuvo que la madre no podía ignorar que Milagros era sometida a golpes y tormentos por parte del padrastro y pese a ello la dejaba a su cuidado

 

SIN COMENTARIOS