La Provincia de Buenos Aires no le entrega los medicamentos a una paciente oncológica

1
261

Claudia Inés Sánchez pide lo que necesita y le corresponde, pero desde la Provincia se niegan a cumplir su responsabilidad. Ella padece cáncer mamario y requiere tratamiento con carácter urgente, el Programa de Salud Federal de Buenos Aires no se digna a entregarle las drogas para el procedimiento médico correspondiente.

Todo comenzó el 19 de junio del 2015. Los resultados de una tomografía computada realizada un mes antes arribaron y confirmaron lo que los nuevos síntomas sugerían: nuevamente sufría cáncer mamario. Claudia Inés Sánchez, a sus 47 años, ya había batallado con la misma enfermedad en el 2009. En el 2012, luego de un tratamiento quimioterapéutico y una intervención quirúrgica, había triunfado.

Claudia ya conocía el procedimiento. Por eso, cuando le prescriben cinco drogas para su tratamiento, inicia los trámites para obtenerlas a todas ellas. Ya en la fecha de inicio, el 26 de junio, el tratamiento oncológico se caratulaba como urgente. Parece que el ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires tiene una diferente definición de urgencia, ya que al día de hoy aún no ha recibido los medicamentos.

Frente a la necesidad de los medicamentos y la falta de respuesta de la provincia, la señora Sánchez se acercó al Municipio de Tigre para pedir ayuda. El doctor Darío Donayo de la dirección de Políticas para Personas con Discapacidad se ofreció a ayudarla en el proceso legal para que ella pueda obtener la cobertura que le correspondía por ser parte del Programa Federal de Salud en Buenos Aires (ProFeBA), conocido también como Programa Incluir Salud.

El Dr. Donayo explica el funcionamiento del programa: “La provincia de Buenos Aires firmó un convenio por el cual se hace cargo de la prestación desde su Ministerio de Salud. Entonces, Nación le gira la plata para que la administren, y en la administración son un fracaso”. Incluir Salud debería cubrir el 100% de los medicamentos oncológicos para Claudia, quien es discapacitada y posee una pensión no contributiva por incapacidad con tres hijos a cargo. Así se encuentra reglamentado en las leyes nacional N°23.660/61/24.754 y provincial 11.158 artículo 1.

La ausencia de la Provincia se sostiene y, siguiendo adelante con el proceso legal estipulado, el 3 de julio se les envía una carta documento señalando que la señora requiere las drogas con urgencia. La respuesta no fue la esperada. Claudia recibió el 20 de julio una carta documento del programa incluir Salud refiriéndose solo a dos de las cinco drogas de manera tan ambigua que era imposible determinar si serían entregadas o no. A las otras tres, ni mención

Tan solo tres días después la señora recibe dos drogas distintas de las ya mencionadas. El colmo: una de ellas, Ondosetrón, se utiliza para tratar los efectos secundarios del tratamiento. El mismo que no pude iniciar por la inoperancia provincial. El 24, ella vuelve a intimar al Programa Incluir Salud para que le entreguen los medicamentos que le corresponden y que necesita para su tratamiento.

¿Qué sucedió con la última droga? A mediados de agosto, le manifiestan a Claudia que le falta un estudio (el cual no solo había sido realizado, sino que también había sido enviado al inicio del trámite) y que no le entregarán el medicamento restante.

En resumen, solo habían sido entregados dos de los cinco medicamentos recetados por el médico (uno para efectos secundarios de un tratamiento que no estaba recibiendo) y de los restantes, dos no se sabía si los recibiría y uno ya le había sido negado.

Frente a esta situación desesperante, el Juzgado de Garantías N°4 del Juez Esteban E. Rossignoli de San Isidro decretó una medida cautelar el 18 de agosto por la cual en el término de 24 horas se deberá arbitrar los medios necesarios a fin de que se le provea a Claudia los medicamentos. ¿La respuesta? Una vez más, la indiferencia.

“No es que queremos que la autoricen a nadar con delfines, estos remedios son cuestión de vida o muerte. Si no tuviera ProFeBA, el mismo ministerio, ya se lo hubieran dado”, remarcó indignado el Dr. Donayo. El 27 de agosto se pidió una reiteración del oficio bajo apercibimiento de condena penal contra el ministro de Salud de la Provincia de Buenos Aires, pero aún no ha entrado en vigencia.

A 69 días de su inicio, la historia no tiene un cierre debido. En una lucha contra el cáncer por su vida, Claudia debe sumar sobre sus hombros otra batalla: una legal contra el ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires por su derecho a la salud.

1 COMENTARIO

  1. Hola soy Gladys hija d Susana Beatriz Vera q tiene cáncer de útero, quisiera saber si puede inscribirse xq no posee vehículo para q la trasladen, gracias