Confirman la “modificación gradual” de los subsidios

0
231

Lo ratificó el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, al tiempo que aseguró que su cartera analiza la implementación de medidas que permitan mitigar los problemas que pueden representar para la sociedad los cortes de luz.

El titular de la nueva cartera energética participó este mediodía del almuerzo por el Día del Petróleo que reunió a los máximos directivos de la industria de los hidrocarburos, en el que estuvieron presentes el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez; el presidente y CEO de YPF, Miguel Galuccio; y el titular del organizador Instituto Argentino de Petróleo y Gas (IAPG), Ernesto López Anadón, entre otros.

Aranguren, quien hasta julio pasado se desempeñó al frente de la petrolera Shell, utilizó el encuentro -realizado en el hotel Sheraton del barrio porteño de Retiro- para hacer su presentación formal ante el sector como ministro de Energía, y para plantear los objetivos y principales líneas de acción del gobierno de Mauricio Macri en materia energética.

Entre varios anuncios, Aranguren ratificó que el Gobierno nacional pondrá en marcha “sinceramiento de tarifas” a través de “un proceso de modificación gradual de los subsidios a las tarifas de los servicios eléctricos y de gas natural”, al tiempo que precisó que los “sectores más vulnerables” de la sociedad seguirán contando con este tipo de beneficio.

Al ofrecer sus primeras precisiones, el ministro dijo que en el sector eléctrico “se recuperará gradual pero firmemente los marcos regulatorios de las leyes 24.075 y 24.076 para restablecer las revisiones tarifarias integrales, previa audiencia pública, en los servicios públicos de transporte y distribución” del sistema eléctrico.

Al mismo tiempo, el Gobierno avanzará en “un proceso de modificación gradual del esquema de subsidios a la oferta de energía eléctrica y producción de gas natural con el objetivo de recuperar la calidad del servicio y atraer la inversión de manera de disminuir la dependencia importadora” en particular del hidrocarburo.

En dicho proceso, aseguró, se “mantendrán los subsidios a la demanda de los sectores más vulnerables de la sociedad mediante la implementación de una tarifa social para ambos tipos de servicios”.

Junto al “gradual sinceramiento” de las tarifas de los servicios eléctricos y gas natural Aranguren anunció “un programa de incentivo al ahorro energético que permita administrar mejor los consumos residenciales, comerciales e industriales”.

El ministro también anticipó que en las próximas semanas el Poder Ejecutivo enviará al Congreso un proyecto de Ley “de incentivo para la exploración de área de riesgo off shore y no convencionales”, al tiempo que anticipó que se buscará un nuevo acuerdo con el sector del petróleo “para mantener garantizado el precio del crudo” a nivel local “hasta que los valores internacionales se recuperen”.

También dije que el Gobierno modificará el decreto 1.277 del 2012, de manera de reafirmar el reconocimiento a las provincias “como única autoridad de aplicación y concesión de explotación” de sus hidrocarburos y aseveró que la actual administración ” no propone la coparticipación de las regalías hidrocarburíferas”.

“Nunca propusimos ni proponemos coparticipar las regalías hidrocarburíferas porque filosóficamente no estamos de acuerdo y porque no permite el marco regulatorio vigente”, se explayó el funcionario al fustigar la política heredada de la anterior administración.

Dijo que esto llevó “indirectamente a coparticipar las regalías hidrocarburíferas en la última década al establecer de forma ilegítima precios en boca de pozo y de petróleo crudos subsidiados”.

Sobre el futuro de la petrolera YPF, Aranguren dijo en su discurso que “se mantendrá la composición accionaria que detenta el Estado nacional” en la compañía desde la expropiación en 2012 y que se buscará “afianzar el rol de liderazgo en el mercado interno mejorando su eficiencia y capacidad financiera a partir de su manejo profesional y transparente.”, aunque no adelantó nada respecto de la continuidad de Gallucio al frente de la compañía.

Aranguren, también dedicó un párrafo a la decisión de “dar un fuerte impulso a la diversificación de la matriz energética, incrementando la participación de las energías renovables no convencionales”, con el objetivo de limitar el impacto climático y “porque la actual coyuntura de precios relativos también resulta atractiva desde el punto de vista económico para el país”.

En ese sentido, anunció que en las próximas semanas el Gobierno reglamentará la Ley 27.191 de reciente aprobación en el Congreso que fomenta el uso de fuentes renovables de energía destinada a la producción de energía eléctrica, y por la cual se deberá alcanzar de fuente renovable el 8 por ciento de la energía para 2017 y un 20 por ciento para fines de 2025.

Tras el almuerzo empresarial y en diálogo con la prensa, el ministro se refirió a los cortes de luz que se vienen registrando por las altas temperaturas y dijo que su cartera se encuentran analizando “el estado de situación del sector eléctrico” de manera de definir las acciones a tomar para que las interrupciones en el servicio de luz repercutan de la menor manera posible sobre la población.

“Estamos analizando el estado de situación del sector eléctrico. En función de eso haremos todo lo que tengamos que hacer para asegurar las políticas adecuadas. Todo depende de algo que no controlamos, que es la temperatura, pero estamos analizando qué condiciones tenemos que aplicar para hacer la mayor mitigación posible del impacto social que tienen estos cortes”, dijo Aranguren.

Sobre el tema agregó: “Es evidente que por más que intentemos corregir los niveles tarifarios en algún momento, las inversiones necesarias para mejorar la calidad de las red de distribución no van a estar este verano”.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.