El Frente Renovador propone un Plan para enfrentar las inundaciones

0
201

A raíz de las recientes inundaciones en la zona litoral del país, el Frente Renovador puso a disposición del Ministro de Ambiente, Sergio Bergman, el proyecto de Plan Federal de Riesgo de Desastres que fuera compromiso de la campaña presidencial de Sergio Massa, entendiendo que la situación se debe a un desarreglo de carácter ecológico que requiere de una política ambiental integral para su abordaje.

A través del responsable del área ambiental del Frente Renovador, Sergio Federovisky, el espacio liderado por Sergio Massa expresó su compromiso de ayudar en la emergencia desatada por la crecida del río Uruguay, subrayando la vocación de colaborar en la elaboración de un programa para reducir significativamente el impacto de estas catástrofes, agudizadas por el cambio climático y por el mal uso de los recursos naturales propios de cada ecorregión.

Al respecto, Federovisky señaló: “Un desastre no es una calamidad divina sino un proceso social, económico, político y ambiental detonado por un evento meteorológico, por lo que se debe trabajar para reducir la vulnerabilidad de la sociedad afectada, que es lo que determina la magnitud del desastre”.

Asimismo, recomendó revisar seriamente el tipo de explotación de recursos naturales que se estimula en cada ecorregión, ya que este desfasaje, ejemplificado por caso en la indetenible deforestación, agrava claramente el impacto de los desastres. “El elevado impacto de sequías, incendios forestales e inundaciones en los últimos años deriva del calentamiento global y de la creciente vulnerabilidad de la sociedad sobre la que impactan estos fenómenos”, sostuvo Federovisky, quien envió al rabino Bergman el proyecto de Plan Federal de Mitigación de Riesgo de Desastres.

En sus propuestas principales, este plan, que debería estar en el ámbito del Ministerio de Ambiente, contempla la confección de un mapa de riesgo y determinar cuáles poblaciones están más amenazadas por qué tipo de desastres, de modo de “recomendar, monitorear y/o ejecutar acciones destinadas a reducir la vulnerabilidad de esas poblaciones, que podrán ir desde obras de ingeniería, hasta relocalización de asentamientos pasando por incentivar modelos  productivos regionales que busquen restituir las funciones perdidas o anuladas de los ecosistemas”.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.