El artista plástico Julio Le Parc visitó Tigre

0
143

Recorrió las instalaciones del Museo de Arte Tigre (MAT) junto a su hijo Juan Le Parc y un grupo de franceses que vinieron a exponer en ArteBA.

La Directora del Museo de Arte Tigre, María José Herrera, recibió al artista plástico, Julio Le Parc, que arribó a la ciudad junto a su hijo y un grupo de artistas franceses, que tienen un espacio de arte contemporáneo.

El artista vino a exponer sus obras en ArteBA, en el Predio de La Rural, y a organizar su próximo encuentro con el púbico argentino en el Malba, una retrospectiva que se podrá ver a principios de julio. En su estadía por Buenos Aires, Le Parc visitó nuevamente Tigre.

En este sentido expresó: “Es un lugar maravilloso, muy especial. Me encanta su arquitectura, el Museo de Arte que tiene esta ciudad no se encuentra en todos lados. Siempre es un placer visitar Tigre”.

Julio le Parc

Por su parte, la Directora del MAT, dijo: “Vinieron a ver las obras que están en nuestro museo, me felicitaron por el cargo que tengo en la actualidad, ya que nos conocemos desde hace muchos años. Nos encantaría que sus obras estén acá, es un artista internacional muy importante y con mucho prestigio”.

Julio Le Parc nació en 1928 en Mendoza y se radicó en París en 1958. Es uno de los nombres clave del arte contemporáneo y uno de los pioneros del arte cinético. En los años 60, Le Parc rompió radicalmente con la tradición artística que había prevalecido hasta entonces, alejándose de la obra pictórica estática y acercándose a una concepción dinámica, y con ello, al movimiento constante que impide la observación estática de la obra. En 1967 obtuvo el Gran Premio Internacional de Pintura en la Bienal de Venecia.

La obra de Le Parc fue para su momento aún vanguardista, innovadora, audaz; en ella se utilizan como elementos de la plástica principalmente aquellos que sorprenden o que sugestionan a la mirada -y, a través de ella, al sujeto todo-. Por otra parte, Le Parc busca involucrar absolutamente al espectador dentro de la obra; para ello recurre a iluminaciones artificiales, efectos especulares, reflejos y movimientos; por ejemplo con bandas mecánicas que se mueven por dispositivos mecánicos ocultos, el fluir de líquidos fosforescentes, el movimiento de hilos de nylon, sus esculturas en ciertos casos son genuinas instalaciones que envuelven a los espectadores.

SIN COMENTARIOS