Concejales del Frente Renovador de San Fernando también reclaman a Scioli

0
113

Varios de estos edificios atraviesan una grave situación estructural, por la falta de mantenimiento y por la asignación de una insuficiente cantidad de fondos para hacer reparaciones. Asimismo, se le reclamó al Gobernador Daniel Scioli el reintegro de la totalidad de los cupos del Servicio Alimentario Escolar. “Las escuelas están en una situación de gran abandono, por eso necesitamos que el Gobernador baje de la campaña a la realidad”, afirmó el Presidente del HCD, Santiago Aparicio.

Ante la continua deserción de la Provincia de sus responsabilidades en educación, el Municipio decidió encarar obras con fondos propios para paliar la falta de mantenimiento y de reparaciones de la infraestructura escolar. Frente a esta situación, el bloque de concejales del Frente Renovador reclama mejoras.

Al respecto, el presidente del Concejo Deliberante, Santiago Aparicio, afirmó: “El Gobernador debería hacerse responsable de esta situación enviando los fondos a los consejos escolares, porque no es posible que trabajen sin ellos. Pero, como esos fondos provinciales no aparecen, el Municipio aporta en muchas ocasiones sus propios fondos para enfrentar situaciones de riesgo”.

En la misma línea, Corina Ramírez, concejal del Frente Renovador de San Fernando, brindó un detallado informe sobre los problemas que enfrentan las escuelas del distrito: “Desde el Concejo Deliberante local, mi bloque exigió a la Provincia que considere en sus presupuestos el equipamiento, control y mantenimiento de los edificios escolares públicos. Como la educación es una responsabilidad provincial, necesitamos que el Gobernador y sus funcionarios se hagan cargo de la situación de los edificios escolares, porque nos preocupa que haya muchas escuelas en riesgo edilicio, presentando situaciones graves en estructura, techos y electricidad. Nuestros chicos asisten a edificios que ponen en peligro su vida y la de quienes trabajan allí. La comunidad educativa merece una respuesta del Gobernador, para que los chicos sanfernandinos tengan una escuela digna y una educación responsable de acuerdo a la ley.  En vez de hacer campaña con la “Ola Naranja”, el Gobernador y sus funcionarios deberían aportar el dinero que corresponde a la ola educativa”.

Sobre la Escuela Normal N° 40 José G. Artigas, Ramírez explicó: “El Consejo Escolar está tratando de solucionar rápidamente la situación, porque es un edificio histórico, un colegio con trayectoria, y en varias ocasiones hicimos pedidos a la Provincia, al Gobernador y a los funcionarios provinciales por su situación. Pasaron los años, y no hay respuesta hasta el momento”.

“Hay otros edificios en riesgo: la Escuela Técnica N° 2 y la Escuela N°  5 que recién después de 2 años vinieron a iniciar la obra, trabajando incluso con los chicos dentro del edificio; el Jardín 929 del Barrio Mil Viviendas, que el año pasado terminó de reparar el Municipio con fondos propios, cuando la Provincia nunca vino después del incendio.

Santiago Aparicio agregó: “Las escuelas secundarias están en una situación de gran abandono, por eso necesitamos que el Gobernador baje de la campaña a la realidad, porque las escuelas públicas de la comuna están en mal estado, y queremos una educación igualitaria para todos”.

Cabe destacar que San Fernando tiene 125 escuelas entre Jardines, primarias, secundarias y de adultos. “Con un presupuesto de 50.000 pesos, el cálculo da un monto mínimo de 400 pesos por escuela para hacer reparaciones que hoy, con la inflación, lo que se presupuesta al otro día ya no sirve. Los funcionarios provinciales de Educación anunciaron en los medios -luego de demandas, amparos y presentaciones de los municipios- la devolución de los cupos del Servicio Alimentario Escolar que les quitaron un mes antes a los Consejos Escolares. Volvieron atrás con la medida, pero los presupuestos son los mismos. Es fácil dar anuncios a la prensa, pero no brindar los medios económicos suficientes para poder pagar todos los días la comida de los chicos en las escuelas”, explicó la edil.

La Provincia pagaba $ 5,50 por cada chico en comedor, y ahora $ 6,30. “Arrancamos el año con 5.475 cupos, pero al día de hoy tenemos 4.478; todavía nos deben 997 cupos. Sólo nos devolvieron 450 de los que nos quitaron”,  finalizó diciendo la concejal Corina Ramírez.

SIN COMENTARIOS