En su primer año, la Casa de Abrigo asistió a 244 personas

0
212

El espacio ubicado en Villa Maipú brindó diferentes servicios como atención médica y gestión de DNI y partidas de nacimiento, y puso en marcha diversos talleres. 

A un año de la apertura de la Casa de Abrigo “Alberto Márquez” y en el marco de “Abrigo, programa para gente en calle”, la Secretaría de Desarrollo Social del Municipio asistió a 244 personas, a las que brindó diferentes servicios.

En ese sentido, se realizaron evaluaciones médicas a 20 personas, se resolvieron 27 casos de DNI y se gestionaron 7 actualizaciones de partidas de nacimiento, entre otros servicios. Además, se implementaron diversos talleres como radio, alfabetización, autoestima y convivencia, y charlas con integrantes de Alcohólicos Anónimos.

En su mayoría, las personas que pasaron por el espacio son hombres (79%) de entre 18 y 30 años (28%), con un promedio de entre 1 y 5 años en situación de calle (44%).

Además, en el marco de su primer aniversario, se realizó un seminario abierto a toda la comunidad, para realizar un balance y evaluar alcances y perspectivas del espacio.

En su primer año, la Casa de Abrigo asistió a 244 personas

La Casa de Abrigo funciona en Villa Maipú, todos los días de 18 a 8.30 horas; tiene como objetivo brindar alojamiento transitorio, higiene, alimento y contención a personas en situación de calle; y recibe a personas mayores de edad o mayores con menores a cargo en situación de riesgo social, que sufren la emergencia de no poseer lugar donde pasar la noche.

En la casa se brinda desayuno, merienda y cena; se garantiza la higiene personal, en tanto cuenta con baños con duchas y lavadero comunitario para asear su ropa; se provee de un espacio para guardar la vestimenta y se pone a disposición un ropero solidario con vestimenta alternativa y abrigo. Además, cuenta con habitaciones, cocina y comedor, patio y seguridad permanente las 24 horas.

Asimismo, tiene conexión directa con ambulancias del SEM, con los centros de salud y hospitales municipales cercanos; brinda acompañamiento para la gestión de documentos y trámites como cobro de pensiones o jubilaciones y acceso a programas sociales; y contribuye en la orientación para la búsqueda laboral y la revinculación familiar.

El equipo de profesionales está integrado por un coordinador general, una psicóloga, un cocinero, una operadora diurna y dos nocturnos, y personal de maestranza.

La iniciativa también comprende a los Operadores de Calle, equipos municipales que trabajan en las calles de manera articulada con organizaciones sociales y comunitarias, que son quienes tienen el primer vínculo con las personas en situación de calle, identifican el caso y lo comunican para su resolución.

Además, el programa incluye el Centro de Información y Derivaciones, una base de datos que contiene un registro de las intervenciones en la calle, de las derivaciones, de las articulaciones intermunicipales e interinstitucionales, un esquema de seguimiento y estadísticas de resolución de casos.

SIN COMENTARIOS