Cuatro años sin Néstor y un sueño que no acaba

0
154

Hace ya cuatro años que Néstor Kirchner no está físicamente entre nosotros, pero día a día, aquellos que estamos comprometidos con la construcción de una Argentina grande, lo percibimos en las transformaciones de los últimos 12 años.

Kirchner, como ningún otro mandatario de las últimas décadas impuso una lógica de funcionamiento a la política mediante la cual era posible concretar los grandes objetivos que teníamos dormidos como Nación. Así, las banderas históricas del peronismo comenzaron a tener su forma concreta, abandonando el lugar teórico que habían vuelto a ocupar después del golpe de 1955.

Continuado por Cristina, Néstor estableció las políticas públicas que comenzaron a dar vuelta la historia: las políticas económicas que permitieron el crecimiento sostenido, el desendeudamiento externo, la recuperación del trabajo digno, la inclusión social, la inclusión previsional, la recuperación de las AFJP, la Asignación Universal por Hijo, la nacionalización de YPF, la  democratización de los medios de comunicación, fuerte inversión en ciencia y tecnología, enormes inversiones públicas en infraestructura productiva y social, inédita inversión en educación, y tantas otras realizaciones que cambiaron la fisonomía de nuestra realidad cotidiana.

En su discurso de asunción del 25 de mayo de 2003, Néstor dijo que venía a proponernos un sueño. Todavía este sueño no está completo, pero mucho se ha avanzado; y creo que lo más importante de todo es que Néstor nos dejó las herramientas para que podamos continuar la tarea y así poder culminar la propuesta de volver a tener una Argentina de todos y para todos.

SIN COMENTARIOS

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.