El Municipio y Ruca entregaron mobiliario a un comedor de Tropezón

0
114

 Las mesas y sillas fueron construidas por los detenidos del penal N° 46, en el marco del programa “San Martín Recupera”, que apunta al desarrollo de proyectos sustentables. 

En el marco del programa “San Martín Recupera” y a partir de una iniciativa conjunta entre el Municipio y Ruca, la fábrica social de TECHO, se entregaron mesas y sillas al comedor Ayacucho del barrio de Tropezón, construidas por los detenidos de la Unidad Penitenciaria N° 46 que participan en el taller de carpintería.

Al respecto, la subsecretaria de Derechos Humanos e Igualdad de Oportunidades, Mercedes Contreras, afirmó: “La importancia del programa radica en que permite volver a utilizar los descartes que tiene la fábrica, que hasta ahora no tenían ningún destino. Además, favorece la inclusión social de las personas que están detenidas, y así se completa un círculo donde todos podemos tener distinta participación”.

El programa tiene como objetivo el desarrollo de proyectos sustentables. En ese sentido, los reclusos utilizan los sobrantes de madera generados al confeccionar las viviendas de emergencia de TECHO para construir mobiliarios que son distribuidos en organizaciones, instituciones y salones comunitarios, y entre las familias de los detenidos.

Ruca se ocupa de fabricar los paneles que conforman las viviendas de emergencia de la organización social y, además, funciona como un centro de acopio y distribución de materiales.

Esta acción se articula con el programa “Puentes para la Inclusión” de la Subsecretaría de Derechos Humanos e Igualdad de Oportunidades -dependiente de la Secretaría de Desarrollo Social- que tiene como objetivo acompañar a las personas privadas de su libertad y a su grupo familiar y, luego, favorecer su inclusión al salir de las cárceles.

“San Martín Recupera” es una iniciativa que articula acciones entre el Estado municipal, las empresas del distrito y organizaciones de la sociedad civil, a fin de convertir los residuos industriales en activos sociales, a través de productos de bajo impacto ambiental.

SIN COMENTARIOS