Con el apoyo del Municipio, los Centros Culturales Independientes de San Martín lograron su reconocimiento

0
122

El Concejo Deliberante aprobó una ordenanza que regula las condiciones de habilitación y funcionamiento de estos espacios, y les permite acceder a subsidios.

Por impulso del ejecutivo municipal y de los responsables de los Centros Culturales Independientes de San Martín, el Concejo Deliberante aprobó una ordenanza que regula las condiciones de habilitación, funcionamiento y fomento de estos espacios.

Esta normativa propone un marco de protección a las salas independientes de San Martín, para su creación y continuidad, y establece las condiciones de seguridad que deben cumplir. 

Además, les permite acceder a los subsidios entregados por el Consejo Nacional, el Consejo Provincial y el Concejo Regional de Teatro, para realizar mejoras edilicias y sumar equipamiento.

Asimismo, esta normativa crea un Registro de Centros Culturales Independientes, que funcionará en la Subsecretaría de Cultura del Palacio Municipal, en donde podrán presentar la documentación.

Los Centros Culturales Independientes constituyen espacios multifuncionales que reúnen actividades artísticas para niños, jóvenes y adultos, y tienen como actividad principal la producción, formación, investigación y promoción del arte y la cultura.

Hasta el momento, la ordenanza alcanza a los siguientes teatros de Villa Ballester: Pavlova -Lavalle 2567-; Musas -América 4175-; Espacios -Witcomb 2623-; y Marienheim –Pueyrredón 2092-.

De esta manera, el Municipio de San Martín, junto a Bahía Blanca y Rojas, forma parte de los tres distritos que cuentan con esta normativa, para que los espacios crezcan y alberguen cada vez a más vecinos, potencien sus iniciativas independientes y logren articular esfuerzos para generar nuevos canales de ideas.

Para más información, los interesados podrán comunicarse con la Subsecretaría de Cultura al 4830-0604, por mail a subsecretariacultura@sanmartin.gov.ar, o acercarse a Belgrano 3747 -3º piso-, de lunes a viernes de 9 a 15.

Esta iniciativa forma parte de una política cultural que busca fomentar y apoyar las instituciones de la ciudad. En ese sentido, en 2013, el Municipio restableció los subsidios a las bibliotecas que habían sido eliminados en 2010.

SIN COMENTARIOS