Lavarse las manos con agua y jabón es la primera línea de defensa para evitar enfermedades

0
242

Semana de actividades en los hospitales públicos

En el marco del Día Mundial del Lavado de Manos que se celebró ayer, el ministerio de Salud provincial puso en marcha una serie de actividades en hospitales para concientizar sobre la importancia de mantener y profundizar ese hábito.

Para combatir enfermedades, antes que cualquier vacuna o intervención médica, hay que empezar por casa: lavarse las manos con abundante agua y jabón, sobre todo después de ir al baño, antes de comer y al regresar al hogar, es un hábito económico y saludable que reduce el riesgo de contraer enfermedades respiratorias u otras infecciones como la diarrea.

Por eso, y en el marco del día mundial del Lavado de Manos que se conmemoró ayer, el ministerio de Salud de la Provincia puso en marcha una serie de actividades de concientización destinadas primero al personal hospitalario y luego al público en general, en el marco de un proyecto iniciado por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Es que esta vez, aunque sin dejar de insistir con campañas dedicadas a la comunidad, es el turno de promover y recordar los beneficios de este hábito en el interior de los centros de salud. Las jornadas se realizarán a lo largo de esta semana en los hospitales El Cruce de Florencio Varela, San Martín, Rossi y Sor María Ludovica de La Plata, así como también en el Güemes de Haedo, en el Bocalandro y Carrillo de Tres Febrero, y por último en el Magdalena V. de Martínez de Tigre.

La higiene de las manos es la principal medida para reducir la incidencia y la propagación de organismos multirresistentes (OMR), así como también para disminuir las infecciones asociadas al cuidado de la salud (IACS) en los trabajadores, pacientes, visitas y estudiantes que transitan los hospitales. Además, ayuda a controlar las epidemias en los establecimientos de salud.

CINCO MOMENTOS

El 5 de mayo fue la fecha elegida por la Organización Mundial de la Salud para conmemorar el día del Lavado de Manos, porque son cinco los momentos del proceso asistencial directo en que el profesional de la salud debe recurrir a esta acción.

Los acontecimientos que ameritan el lavado de manos en el personal médico, son: antes de tener contacto con la piel intacta de un paciente, antes de manipular un dispositivo invasivo para su atención, después del riesgo de exposición a líquidos corporales, luego del contacto con el paciente y tras el contacto con objetos que conformen su entorno.

Pero además, la propuesta de la OMS establece una serie de acciones o ideas simples para compartir entre los mismos profesionales sanitarios, tales como:

-Tomarse 5 minutos para charlar con un colega acerca del lavado de manos.

-Pasarle los 5 momentos de la Higiene de Manos a 5 colegas.

-Programar un foro sobre control de infecciones e invitar a 5 personas a hablar durante 5 minutos acerca de la higiene de manos.

-Invitar a 5 hospitales cercanos al suyo a incorporarse a la iniciativa.

-Desafiar a 5 establecimientos a mejorar la adherencia al lavado de manos y medir los resultados.

EN CASA

Para no descuidar el hábito en casa, el director de Atención Primaria de la Salud, Luis Crovetto, recordó que “es de suma importancia lavarse las manos con abundante agua y jabón, sobre todo después de ir al baño, antes de comer y al regresar al hogar”. Y añadió: “También es necesario una correcta higiene de manos luego de sonarse la nariz, tocar animales, después de asistir a lugares públicos como hospitales u escuelas y antes de manipular alimentos, en especial la carne”.

A la hora de explicar cómo debe efectuarse un correcto hiegiene, los especialistas señalaron que no basta sólo con mojarse un poco las manos. Se trata de hacerlo a conciencia, con agua potable y jabón, frotando las palmas y dorsos de las manos y entre los dedos, además de las uñas y muñecas. Luego se debe enjuagar muy bien. Por eso, hay que quitarse los anillos, relojes y pulseras, y el procedimiento no debe durar menos de 30 segundos.

SIN COMENTARIOS