Boca enfrenta a Tigre ante su gente, con la chance de gritar campeón

0
214

El Xeneize se enfrenta desde las 18 frente a Tigre con la gran posibilidad de consagrarse en el fútbol argentino, algo que logrará si gana, aunque también podría hacerlo con otros resultados.

El encuentro se jugará este domingo a partir de las 18 en la Boca con el arbitraje de Federico Beligoy y transmisión de la Televisión Pública.

En idéntico horario jugarán los otros dos equipos que aún tienen chances matemáticas de arrebatarle el título a Boca: Rosario Central, que será visitante ante Banfield, y San Lorenzo, que recibirá a Temperley.

Boca es líder del torneo doméstico con 61 puntos y cuando quedan 6 en juego le lleva 5 a Central (56) y 6 a San Lorenzo (55), ventaja que le da un fuerte envión para dar la vuelta olímpica en ‘La Bombonera’ y no esperar una definición la semana próxima, en la última fecha cuando visite al equipo rosarino.

Para que Boca sea campeón debe sumar los tres puntos en juego, o empatar y que no ganen Central ni San Lorenzo, o también puede darse el lujo de perder y que no sumen de a tres los rosarinos ni los de Boedo, aunque se preparó durante toda la semana para evitar estos dos últimos escenarios.

El equipo dirigido por el ‘Vasco’ Rodolfo Arruabarrena podría dar dos vueltas olímpicas en tres días, ya que el miércoles próximo enfrentará a Central en el estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba, en la final de la Copa Argentina, de lograrlo cerrará un semestre brillante.

Es que Boca estuvo siempre en los primeros puestos del torneo, aunque recién apostó a ganarlo una vez que quedó eliminado
de su gran objetivo, que era la Copa Libertadores de América.

El equipo ‘xeneize’ no tendrá un partido sencillo ante Tigre, un equipo duro que sumó 45 puntos y suele rendir más en este tipo de partidos, ante los clubes grandes.

Además, el ‘Matador’ de Victoria precisa ganar para pelear por un lugar entre los cuatro que animarán el reducido para clasificarse la Copa Libertadores del año próximo.

En Boca, el ‘Vasco’ tendrá dos ausencias de peso, las del capitán Daniel ‘Cata’ Díaz y el ‘Pichy’ Cristian Erbes, ambos suspendidos luego de haber sido expulsados en la fecha pasada, en la derrota frente a Racing Club (3-1) en Avellaneda.

En sus lugares ingresarán el zaguero uruguayo Alexis Rolín y el mediocampista misionero Andrés Cubas.

El resto del equipo mantendrá su estructura, con Carlos Tevez como eje del equipo, no solo en la generación de fútbol y definición de las jugadas, sino también por su incidencia en lo anímico, un aspecto en el cual realizó un aporte clave desde que regresó al club hace tres meses y medio.

Boca intentará generar juego con Tevez, Pablo Pérez y el uruguayo Nicolas Lodeiro, para que defina el goleador Jonathan Calleri, y a nivel defensivo tendrá que ajustar la marca en las bandas, habida cuenta de que el DT de Tigre Gustavo Alfaro adelantó que atacará por esos sectores en ‘La Bombonera’.

Tigre, que viene de superar a Banfield por 3-1, tendrá dos cambios, los de Martín Galmarini por Nicolás Pantaleone en la defensa y Lucas Menossi por Horacio Orzán en el mediocampo, mientras que en ofensiva seguirá apostando por el ‘Chino’ Carlos Luna y Federico González.

El equipo de Victoria, seguramente con un planteo de cederle la pelota al rival y apostar al contragolpe, estilo que caracteriza al entrenador Gustavo Alfaro, intentará dejar sin festejo a Boca y además ponerle fin a su mala racha de visitante, que incluye tres derrotas y un empate.

El gran protagonista de la jornada será Boca, que por historia y plantel tiene las mayores obligaciones y quiere repetir una vuelta olímpica por el torneo local, algo que logró por última vez hace cuatro años, en 2011, con el equipo dirigido por Julio Falcioni que se coronó invicto luego de una campaña espectacular.

De ese equipo solo queda un titular, el arquero Agustín Orión, mientras que otros dos jugadores era suplentes, tales los casos de Nicolás Colazo y Erbes.

Boca domina el historial ampliamente por 40 triunfos contra 9 de Tigre, más 11 empates luego de haberse enfrentado en 60 ocasiones.

SIN COMENTARIOS