La provincia de Buenos Aires recurrirá a la Corte Suprema por el Fondo del Conurbano

0
116

El fiscal de Estado bonaerense, Hernán Gómez, en representación del gobierno provincial, presentará este lunes una demanda contra el Estado nacional para recuperar el dinero, congelado desde 1995, y cobrar el retroactivo de los últimos 5 años, unos 300 mil millones de pesos.

La provincia presentará además un amparo que le permita percibir más fondos en lo inmediato a la espera de que el máximo tribunal resuelva la cuestión de fondo.

A la vez, solicitará que Buenos Aires sea incluida en el reparto del Fondo de Infraestructura Social, que se compone del 4% de la recaudación del impuesto a las Ganancias y se reparte entre el resto de las provincias, menos Buenos Aires.

En ese sentido, el ministro de Gobierno, Federico Salvai, explicó en declaraciones formuladas a la agencia Télam que “el presidente de la Nación, Mauricio Macri, está de acuerdo con el reclamo porque considera que es legítimo”.

El funcionario detalló que esperan recuperar “48 mil millones este año”, pero aclaró que “habrá que ver qué resuelve la Corte con respecto al cobro retroactivo” a cinco años atrás.

“El dinero irá directo a inversión. Hoy, más del 90 por ciento del Presupuesto General de Gastos se destina a sueldos y gastos corrientes. Queda muy poco para inversión”, afirmó Salvai.

En la presentación ante la Corte se realizará un reclamo por 300 mil millones de pesos, que surgen del retroactivo de los recursos que la provincia no recibió del Fondo del Conurbano en los últimos cinco años, más los 48 mil millones de pesos que este año significará el 10% de la recaudación del impuesto a las Ganancias, con el que se constituye ese fondo.

Gómez ya había demandado a la Nación para recuperar los fondos de la coparticipación que en los últimos 5 años fueron derivados a la Anses y la AFIP.

El Fondo del Conurbano fue creado en 1992 para devolverle a Buenos Aires los puntos de coparticipación que había perdido en los años 80, pero en 1996 fue congelado en 650 millones de pesos ante los reclamos de los gobernadores, y se modificó la ley para ponerle un tope.

Asimismo, se creó el Fondo de Infraestructura social al cual se destina el 4 por ciento del impuesto a las ganancias y se distribuye entre las provincias de acuerdo al índice de Necesidades Básicas Insatisfechas.

SIN COMENTARIOS