San Isidro celebró el Día del Prematuro

0
235

Familias, médicos, enfermeras y chicos que nacieron antes de término y que fueron o son pacientes del Hospital Materno Infantil y de “El Nido”, disfrutaron de una fiesta en el Club Social Beccar.

La medicina neonatal tuvo un gran avance en lo que respecta al cuidado de bebés prematuros. Los recién nacidos reciben mejor atención y, en su mayoría, pueden recuperar el tiempo intrauterino perdido y alcanzar su máximo potencial de crecimiento y desarrollo.

En ese terreno, San Isidro es uno de los municipios que más ha avanzado y hace hincapié en la atención de los bebés que nacen antes de la semana 37 de gestación. Para celebrar no sólo el Día Mundial de la Prematurez sino también el trabajo realizado durante todo el año, el Hospital Materno Infantil y el Centro de Desarrollo Infantil y Estimulación Temprana “El Nido”llevaron a cabo una gran fiesta en el Club Social Beccar.

Muñecos, baile y mucho color fueron los protagonistas de la gran celebración de la que participaron familias, médicos, enfermeras y pacientes que fueron o son tratados y hoy tienen una excelente calidad de vida.

prematuro1

“Somos dos instituciones que se unifican con la misma patología. El riesgo de la prematurez es muy grande, de hecho es una de las causas principales de la mortalidad infantil. Por eso, tenemos que tratar de evitarla atendiendo tempranamente los embarazos y controlándose mensualmente”, comentó la directora del Hospital Materno Infantil, Susana Vázquez.

A su lado, la directora general de “El Nido”, María José Fattore agregó: “Esta semana aprovechamos para festejar todo lo logrado y para intensificar acciones de concientización. Los prematuros tienen derecho al seguimiento de recién nacido de alto riesgo y es importante que los padres se adueñen y luchen por ese derecho”.

Mientras pintaba con su hija, Constanza Fuentes, integrante de la Asociación Civil Red de Familias Prematuras, contó: “Estamos celebrando la vida. Estamos muy felices de trabajar con el Municipio a través de la contención. Es importante que papás que ya pasamos por esa etapa podamos acompañar y ayudar a quienes la están atravesando”.

prematuro2

Desbordada por la emoción, Patricia Camarote expresó: “Mi hija nació con sólo 550 gramos. Hoy verla correr y jugar con amigos me causa una alegría enorme. El acompañamiento que tiene el Municipio es increíble. Sólo tengo palabras de agradecimiento por todo lo que hicieron y hacen por mi hija”.

Pintando con su hija Alma, Lorena Roldán completó: “Todo el equipo de San Isidro es magnífico. Mi hija nació de 28 semanas pesando un kilogramo y hoy está más que saludable. Gracias a la atención del hospital y El Nido podemos gozar de una vida normal”.

SIN COMENTARIOS